Baron de Ley firmó 2010 con un beneficio neto de 17.6 millones de euros, un 14.2% más que las cifras publicadas un año antes.

Barón de Ley registró un beneficio neto de 17,6 millones de euros durante el pasado año, lo que supone un incremento del 14,2% respecto al ejercicio precedente, como consecuencia del crecimiento de las exportaciones, que compensaron la caída del mercado interior, informó este jueves la bodega a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

En concreto, las ventas en los mercados exteriores crecieron un 18% y representan ya el 38% del total de ventas de vino embotellado, a lo que se suma además el auge los vinos de Reservas, cuyas ventas crecieron un 14%.

La cifra de negocios del grupo alcanzó los 86 millones de euros, lo que supone un avance del 4%, mientras que el resultado bruto de explotación (EBITDA) fue de 33,5 millones de euros, un 15% más sobre el año anterior.