El Santander vuelve a chocar con los 3 euros tras dos días a la baja

Las acciones de Banco Santander bajan un 0,15% a media mañana hasta marcar 2,98 euros después de que durante los primeros compases de la negociación hubiese logrado abrir al alza. Se encamina de este modo a su tercera jornada consecutiva de descensos, una racha negativa que ha vuelto a situar a la entidad que preside Ana Botín por debajo del umbral de los 3 euros.

A diferencia de otros bancos del IBEX 35, con un negocio más doméstico, el Santander no se ha beneficiado apenas en lo que va de año de las perspectivas de subidas de tipos del Banco Central Europeo (BCE), ya que estas expectativas traen aparejadas nubes de preocupación sobre el crecimiento económico mundial.

Así, en el acumulado del año las acciones de Banco Santander apenas se han anotado una revalorización de un 3,6%, con la capitalización bursátil en los 51.900 millones de euros.

No obstante, los analistas son optimistas en cuanto a su potencial. La media de analistas que cubre a Banco Santander le otorga una recomendación de ‘comprar’, con un precio objetivo de 4,04 euros, lo que supone un potencial alcista de un 35% respecto a su cotización actual. Además, de todas las casas de análisis recogidas por Reuters, ninguna recomienda ‘vender’.

Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading

Desde el punto de vista del análisis técnico, el analista José Luis Herrera de Banco BIG señalaba a principios de semana que una zona clave para el valor han sido los 2,60 euros, una zona desde la que entró dinero tras las caídas que registraba el valor junto al resto del mercado con el inicio de conflicto en Ucrania.

Estrategias de Inversión

La siguiente zona de control es el rango entre 3 - 3,15 euros, donde ha construido un rango lateral desde finales de marzo y “ahí es donde está”.

Dentro de un cuadro más amplio, está haciendo un lateral en velas semanales que comenzó hace más de un año y que tiene su zona superior en torno a los 3,30 euros. Si consigue superar esa zona, podría extrapolarse la anchura del canal a partir del punto de ruptura, con lo que el objetivo estaría en torno a los 4 euros en el medio plazo.