El director de aeropuerto de Heathrow, Mark Bullock, señaló hoy que el gestor de aeropuertos BAA, filial de Ferrovial, ha respetado siempre el derecho democrático de la sociedad a manifestarse dentro de la legalidad, en relación a decisión judicial en contra de la manifestación organizada por Plane Stupid para alterar las operaciones en el aeropuerto, pero que su obligación es garantizar la seguridad y comodidad de los pasajeros. Ante la manifestación convocada por Plane Stupid en protesta por el cambio climático, BAA solicitó a la justicia británica la suspensión del evento, que finalmente acogió la solicitud y dictaminó su anulación. BAA se mostró hoy a favor de la decisión de la Corte, que ha optado por ir en en contra de la manifestación organizada por Plane Stupid y el resto de grupos que los representan, con el fin de alterar las operacaciones del aeropuerto de Heatrow.