La percepción del riesgo de impago (CPD) de la deuda pública de España se situó en el primer trimestre de 2010 en el 9,8%, lo que supone 2,2 puntos porcentuales más en comparación con el 7,7% del trimestre anterior, según recoge el informe sobre el riesgo de la deuda soberana elaborado por Credit Market Analysis (CMA).
Asimismo, el seguro contra impago de deuda (CDS) de España también ha aumentado en el primer trimestre de 2010 hasta los 115,6 puntos básicos, frente a los 91,3 puntos básicos del último trimestre de 2009. Este incremento hace retroceder a España cuatro puestos, hasta el 34, en el ranking trimestral elaborado por la consultora sobre la seguridad de la deuda soberana.

Esta clasificación trimestral analiza las fluctuaciones de los seguros contra impago de deuda (CDS) y cuantifica la probabilidad de que un país sea incapaz de hacer frente a sus obligaciones de deuda (CPD) en un horizonte de cinco años. Actualmente el informe analiza la probabilidad de 'default' de los 66 países que cuentan con CDS como garantía de su deuda.

Según el ranking, Venezuela vuelve a ser el emisor de deuda que despierta más incertidumbre en los mercados, pese a que la percepción del riesgo de impago (CPD) se redujo desde el 57,7% al 48,5%. Por su parte, el CPD de Grecia empeora en el primer trimestre de 2010 al situarse en el 25,4%, frente al 16,8% del trimestre anterior, y su CDS se sitúa como el noveno peor del ranking elaborado por CMA.

NORUEGA REPITE COMO PAÍS MÁS SOLVENTE


Por el contrario, los estados nórdicos siguen siendo los más seguros para los inversores. El país con menor percepción del riesgo vuelve a ser Noruega, cuyo CPD se situó en el 1,6%, dos décimas por encima del dato del último trimestre de 2009. A continuación, Finlandia (2,1%) desbanca a Alemania (2,8%) como segundo país que menos incertidumbre despierta en los mercados.

Por otra parte, el informe recoge también los seguros de impago de deuda que mejor y peor se han comportado en este trimestre. El mayor incremento fue el del CDS de Portugal, que aumentó los tres primeros meses de 2010 un 52,3%, seguido de los CDS de Francia (+46,7%), Alemania (+20,1%), Grecia (+18,5%) y Chile (+15,8%).

En el lado opuesto, el CDS de Estonia se redujo un 50,9% en el primer trimestre de 2010, hasta los 91,4 puntos básicos. Los otros cuatro países donde mejor se han comportados los seguros de impago de la deuda fueron Ucrania (-49,3%), Suecia (-40,5%), Austria (-34,2%) y Letonia (-33,3%).

En un análisis por regiones, la consultora destaca que los CDS de España (115,6) e Italia (113,7) continúan un trimestre más manteniendo una evolución muy similar. Respecto a Grecia, apunta que su situación sigue siendo muy diferente a la del resto de la región, pese a su exitosas colocaciones de bonos, y destaca que se ha demostrado que los miedos de que se la crisis crediticia del país heleno se extendiera a otros estados de la eurozona eran "infundados".

Respecto al CDS de Estados Unidos (41,1), recalca que ha aumentado ligeramente tras la aprobación de la reforma sanitaria del presidente Barack Obama, que obligará al Gobierno a invertir de forma significativa en infraestructuras y servicios. En el caso del Reino Unido, el último presupuesto presentado por el Ejecutivo de Gordon Brown antes de las elecciones del 6 de mayo apenas ha tenido efecto sobre el seguro de impago (77,0).