El presidente de Red Eléctrica de España (REE), Luis Atienza, dijo hoy que garantizar la independencia de su compañía y de Enagás es un activo estratégico para la seguridad del suministro en España y la defensa de la competencia entre actores que cada vez son más grandes e internacionales. En declaraciones a la prensa, Atienza respondió así a las informaciones que apuntan a que el Gobierno podría estar estudiando la posibilidad de eliminar las restricciones accionariales que se mantienen en ambas compañías. Según la normativa, ningún accionista de Enagás y Red Eléctrica, salvo la SEPI, puede poseer más del 5 por ciento del capital y sus derechos políticos están limitados al 3 por ciento de forma genérica y al 1 por ciento para las compañías que operan en los respectivos sectores.