Tras las vacaciones, los inversores estadounidenses vuelven sin ganas de invertir. La culpa principalmente la tienen Apple y Citigroup. El Dow Jones cae un 0,13% hasta los 11.803 puntos, el Nasdaq un 0,15% y el S&P 500 un 0,07%. En el mercado de divisas el euro sube a 1,34 dólares y, en el de materias primas, el barril de petróleo cotiza a 90,72 dólares.

Apple se deja un 3,58% hasta los 336 dólares el día en el que tiene que presentar sus cuentas trimestrales, las cuales se espera que sean espectaculares (se espera que los beneficios se incrementen hasta 5,35 dólares por acción, lo que supondría un alza del 46% con respecto al mismo periodo del año anterior), sin embargo, la retirada temporal de su CEO y fundador Esteve Jobs no ha gustado nada a sus inversores.

También Citigroup sufre la reprimenda de sus accionistas. Sus resultados han dejado qué desear al mercado. Se esperaba que reportara unas ganancias por acción de 8 centavos y, sin embargo, se ha quedado en la mitad. La intervenida entidad obtuvo durante el cuarto trimestre del año un beneficio de 1.310 millones y, aunque logró salir de pérdidas, no convence. Hoy cae un 4,09%.

El resto de los grandes bancos también se tiñen de rojo, aunque no corren tan mala suerte. JP Morgan cae un 0,85%, Goldman Sachs un 0,90%, Bank of America un 2% y Wells Fargo un 1,16%.

En el apartado empresarial…
Hoy se ha conocido la encuesta manufacturera de Nueva York que mostró una ligera subida de la actividad en enero, hasta el 11,92%, aunque tampoco este dato contenta al mercado que esperaba un aumento del 12,50%.