La inmobiliaria catalana acumula un alza del 15,5% en dos sesiones tras comunicar que rechazará la próxima semana la petición que se tramita en el juzgado mercantil número 5 de Barcelona para que vaya a concurso necesario, el equivalente a la antigua suspensión de pagos, y alegará que Asefa, que ha instado la demanda, ha incurrido en diversas falsedades. Ante esta noticia, Aisa había perdido el 40,3% de su valor desde el 1 al 17 de abril. Aisa también está considerando pedir daños y perjuicios a Asefa, por la filtración a medios de comunicación de la presentación de la petición de concurso necesario, porque ha dañado la imagen de la compañía, ha generado dudas sobre su solvencia y forzó la suspensión de la cotización y provocó la caída del valor. Aisa, que cerró 2007 con 133 millones de pérdidas, mantiene una deuda total de 548,8 millones de euros, de los que 405,3 millones corresponden a deuda financiera y otros 143,1 millones a deudas con acreedores.