El Grupo inmobiliario Afirma comunicó hoy a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que ha concluído "con éxito" el proceso de refinanciación de su deuda financiera (deuda bilateral y deuda sindicada), cifrada alrededor de 1.441 millones de euros.
En concreto, el acuerdo de refinanciación alcanzado y que entra en vigor con plenos efectos a partir de hoy, contempla la apertura de una nueva línea de crédito para cubrir las necesidades de liquidez de la compañía durante el periodo 2009-2011.

En relación con el crédito sindicado, el acuerdo que la inmobiliaria ha alcanzado con las entidades financieras establece que el periodo de carencia del principal se extenderá hasta diciembre de 2012, que la fecha de vencimiento se ampliará a diciembre de 2015, y que el periodo de carencia en el pago de intereses mediante la financiación de los mismos llegará hasta junio de 2012.

Con respecto a la deuda bilateral, Afirma asegura que se han refinanciado o adoptado acuerdos "firmes" de refinanciación en términos equivalentes a los del crédito sindicado, afectando estos acuerdos tanto a los préstamos promotores como a los préstamos suelo.

El Grupo Afirma subrayó que gracias a este acuerdo de refinanciación de su endeudamiento financiero su "viabilidad a medio plazo" está asegurada.