Adif ha acudido por vez primera a la banca comercial para obtener financiación para la construcción del ferrocarril de Alta Velocidad con la firma de préstamo de 200 millones de euros con el Deutsche Pfandbriefbank, banco del grupo Hypo Real Estate.