Los grupos financieros holandeses ABN Amro y Fortis Holanda, nacionalizados en octubre de 2008 por el Estado holandés, suprimirán entre 4.000 y 5.000 empleos tras su fusión, anunció ABN Amro el martes. "El número de empleos disminuirá entre 4.000 y 5.000 de aquí a 2012. El recorte de costes esperado oscila entre los 1.000 y los 1.300 millones de euros", declaró a la AFP Jeroen van Maarschalkerweerd, portavoz de ABN Amro. El grupo resultado de la fusión de ambas entidades se llamará ABN Amro, añadió el portavoz. "Calculamos que la fusión de Fortis y ABN Amro costará entre 5.500 y 6.500 puestos de trabajo pero, por otra parte, conllevará el aumento de 1.500 empleos fijos", explicó.