El presidente de JPMorgan Chase, Jamie Dimon, ha declarado que la entidad bancaria se está preparando para la posibilidad de que EE.UU. alcance su límite de deuda. Cabe destacar que este banco es uno de los mayores prestamistas del país y espera que los legisladores encuentran una solución para evitar este evento “potencialmente catastrófico”, según Pete Schroeder en Nasdaq.com

Si sucediera esto, afectaría a los mercados de repo y monetaria, contratos de sus clientes y índices de capital. Sin olvidar cómo reaccionarían las agencias de calificación.

"Esta es como la tercera vez que hemos tenido que hacer esto, es un evento potencialmente catastrófico", dijo Dimon.

"Cada vez que surge esto, se arregla, pero nunca deberíamos acercarnos tanto. Creo que todo esto está equivocado y un día deberíamos tener un proyecto de ley bipartidista y deshacernos del techo de la deuda. Todo es política ", agregó el experto de JP Morgan.

Los demócratas del Congreso americano están luchando para aumentar el límite de endeudamiento que actualmente se encuentra en los 28,4 billones de dólares antes de que el Departamento del Tesoro se quede sin límite.

Janet Yellen, secretaria del Tesoro, ha indicado que probablemente alcance el límite el 18 del mes que viene.

Estrategias de Inversión

Los demócratas esperaban evitar un cierre parcial del gobierno y suspender el techo de la deuda federal con un solo voto. Pero fueron bloqueados el lunes en el Senado por los republicanos, quienes dijeron que los dos asuntos deberían tratarse por separado.

Esta política fiscal arriesgada ha sido común en la última década en Estados Unidos polarizando el discurso con acuerdos sobre el techo de la deuda que redujeron al mismo entre 2011 y 2017.

Dimon dijo que como parte de su preparación, el banco estaba revisando los contratos de sus clientes, un proceso intensivo en recursos.

"Hay que revisar los contratos para tratar de predecirlo... Si no recuerdo mal, la última vez que nos preparamos para esto, nos costó $ 100 millones", destacó Dimon.

En este escenario de incertidumbre, los indicadores tendenciales se encuentran todos alcistas. Mientras que los osciladores y de momento se encuentran mixtos.

La cotización cerró a casi nada de la resistencia a mediano y largo plazo en los 167,40 dólares.