Los principales índices de la bolsa de Nueva York suben en la apertura de la sesión y Wall Street suma nuevos récords. Y es que el Dow Jones supera los 26.900 puntos, anotándose nuevos máximos históricos. Con la atención de los mercados en la crisis italiana, lo más relevante al otro lado del Atlántico es la publicación del dato de empleo ADP.

Los futuros de Wall Street suben tras cerrar ayer con tendencia mixta

Apertura al alza en Wall Street, después de que ayer la bolsa de Nueva York cerrase la sesión en terreno mixto, de nuevo pendiente de los asuntos comerciales de EEUU, que siguen preocupando a los mercados.

El Dow Jones sube un 0,50%, el S&P 500, un 0,52% y el Nasdaq, un 0,44%. De esta forma, el Dow Jones en los 26.912,64 puntos registra nuevos máximos históricos.

Dentro del índice industrial, la mayor subida es la de 3M, que se revaloriza un 1,66%, por delante de Intel y de Goldman Sachs, que repuntan un 1,27% y un 1,02%, respectivamente.

Por el contrario, solo tres valores del Dow Jones arrancan la jornada a la baja: Nike, que pierde un 0,53%, Coca-Cola, que cede un 0,08%, y Walmart, que se deja un 0,02%.

Con la atención de los mercados puesta en Europa y más concretamente en Italia, lel foco en Wall Street se centra en la publicación de septiembre de la encuesta ADP de empleo privado.

De acuerdo con estos datos, los empleadores del sector privado de Estados Unidos contrataron a 230.000 trabajadores, en el que es el máximo avance desde febrero. De este modo, el incremento del empleo supera las previsiones de los analistas, que anticipan 185.000 nuevos empleos.

Tras el cierre de los mercados, el presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, habla en Washington, pero tras la reciente reunión de la Fed no se esperan novedades en el frente de la política monetaria americana. “En este entorno EEUU seguirá desmarcándose de Europa y el dólar se mantendrá fuerte”, consideran los expertos de Bankinter.

El presidente del Banco de la Reserva Federal de Chicago, Charles Evans, dijo el miércoles que estaba cómodo con las expectativas de los mercados financieros que apuntan a que el banco central de Estados Unidos subirá los tipos de interés de nuevo en diciembre. "Me siento bastante cómodo con eso, sí", señaló Evans preguntado sobre un alza de los tipos en diciembre en una entrevista con Bloomberg Television.

Evans indicó  que lograr que los tipos de interés de Estados Unidos lleguen a "un ajuste ligeramente restrictivo" de 3,0% o 3,25% sería consistente con la fortaleza de la economía del país y su tasa de inflación.

En la apertura de Wall Street el euro retrocede frente al dólar y se intercambia a 1,153 billetes verdes.

En el aparto empresarial, General Electric y Tesla vuelven a copar la atención en Wall Street.

General Electric fue puesta en revisión negativa por dos de las principales agencias de rating, Fitch y Moody´s y S&P redujo su rating hasta BBB desde A. Este anuncio se realiza después de que la compañía haya alertado de que tanto los ingresos como el cash flow se situarán por debajo de expectativas, entre otros motivos por la debilidad de su división de energía.

Esta misma semana, sustituyó a su CEO por Larry Culp, con el objetivo de que acelere la transformación de la compañía, en un contexto en el que realizará una provisión por importe de 23.000 millones de dólares debido al deterioro de valor en su división de energía.

Por su parte, Tesla anunció ayer que en el último trimestre la producción del Model 3 alcanzó las 53.239 unidades, en línea con su objetivo de 50.000/55.000 vehículos. “Buenas noticias, aunque conviene recordar que estos niveles siguen siendo la mitad de lo inicialmente anunciado por Musk para finales de 2018”, indican desde Bankinter. Además, el cuello de botella se traslada ahora a la siguiente fase de la cadena de producción: la entrega de los vehículos al cliente final. Problemas logísticos provocan que Tesla tenga unos 12.000 vehículos en tránsito actualmente. Por estos motivos ayer a cierre el valor retrocedía 3,1%. En la preapertura de Wall Street sus títulos suben un 1,15%.

Las acciones de General Electric suben un 1,26% en la apertura de Wall Street, mientras que las de Tesla avanzan un 0,10%.

En el mercado de materias primas, bajan los precios del petróleo. El Brent de referencia europea baja un 0,26%, hasta los 84,59 dólares por barril, mientras que el West Texas estadounidense pierde un 0,41%, hasta los 74,92 dólares.

Según publica Reuters, Rusia y Arabia Saudí han acordado aumentar la producción de petróleo para contener los precios e informaron a Estados Unidos antes de una reunión en Argel con otros productores.

La agencia, que cita a cuatro fuentes, informa de que el ministro saudí de Energía, Khalid al-Falih, y su homólogo ruso, Alexander Novak, acordaron durante una serie de reuniones elevar la producción desde septiembre hasta diciembre.

El presidente estadounidense, Donald Trump, culpó a la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) por los altos precios del crudo y le pidió que aumentara la producción para reducir los costos del combustible antes de las elecciones legislativas del 6 de noviembre en Estados Unidos.