El analista analiza técnicamente el aspecto de Facebook y de Microsoft y traza una estrategia de trading para ambos valores.
Se puede observar como, a pesar de las caídas que hemos visto en los principales índices mundiales, como Facebook ahora mismo está en sus máximos y la semana pasada consiguió cerrar por encima. Este tipo de empresas han mantenido perfectamente su estructura alcista. Siempre por encima de la media móvil y el rebote que hemos vivido en la última semana lo que ha provocado en esta compañía es una señal para iniciar un nuevo impulso.

Esto es lo que significa la fortaleza del mercado. Cierto es que todo el mercado ha caído en las últimas dos semanas, pero muy probablemente podamos encontrar acciones que están alcanzando sus nuevos máximos y normalmente siempre se tratará de compañías que presentan una fuerza positiva.

Mientras Facebook siga manteniendo esa estructura, no hay peligro de que la tendencia se vaya a cambiar. Para vigilar a este valor es sencillo. Hay que tener clara cuál es su directriz. El mismo día 21 activó una señal de compra dándonos la idea de que puede iniciarse un nuevo impulso en la cotización. Las divergencias que hay no son ratificadas hasta que no se perfora la directriz del movimiento.

¿Por qué Facebook sí ha aguantado toda su estructura? Superó su resistencia anterior para luego iniciar de nuevo un nuevo impulso. Este tipo de compañías las podemos encontrar viendo que tengan una fuerza positiva y además pertenezcan industrias y sectores que hayan sido capaces de soportar mucho mejor esas caídas. Si miramos el sector hay una fuerza positiva.

Justo si miramos el sector de Microsoft vemos que tiene una fuerza positiva. El resultado que ha tenido en la cotización es que simplemente las caídas que hemos vivido han formado un proceso correctivo hasta encontrarse cerca de la media móvil, que se apoya en una zona de control. Si estudiamos esto como un proceso impulsivo probablemente se haya parado en el 38%.