La segunda minorista de joyas de lujo más grande del mundo ha acudido a su cita con los inversores y ha obtenido unas ganancias netas que estuvieron por debajo de las previsiones de los analistas.
Tiffany obtuvo una pérdida neta en el cuarto trimestre de 103,6 millones de dólares, o 81 centavos por acción, en comparación con el beneficio neto de179,6 millones de dólares, o 1,40 dólares por título, del mismos periodo del año anterior, según informó hoy la compañía.

La compañía registró un EBITDA de 473 millones de dólares en el trimestre. Excluyendo los gastos extraordinarios el beneficio habría sido de 1,47 dólares por acción, mientras que el consenso de analistas había estimado que fueran de 1,52 dólares por título.

Por otro lado, la minorista modificó sus previsiones para las ganancias del conjunto del año, que se moverán en el rango de entre los 4,05 dólares y los4,15 dólares por acción, dijo la firma con sede en Nueva York. Los analistas situaban la cifra en los 4,27 dólares por acción.

Tiffany , dirigido por el director ejecutivo Michael Kowalski, afirmó que los gastos aumentaron en el cuarto trimestre debido al incremento del número de tiendas y a los costes laborales. Los gastos de capital se prevé que aumenten un 22% este año hasta 270 millones de dólares.

En este sentido, los Indicadores Premium de Estrategias de Inversión muestran que Tiffany se encuentra en fase alcista, mientras que recibe una puntuación de 9 puntos en una escala que oscila del 0 al 10.

Este análisis técnico destaca que tanto la tendencia a medio como a largo plazo es alcista, además de que los momentos totales lento y rápido son positivos. También, la volatilidad que presenta el valor en el tiempo es decreciente y el volumen a medio plazo es creciente. El único aspecto negativo que resaltan estos indicadores es que el volumen a largo plazo es decreciente.

Indicadores Premium Tiffany