El S&P 500 se movió lateralmente durante la sesión de hoy dibujando una figura conocida como "inside bar", al encontrarse el rango de precio de la sesión del jueves dentro del de la sesión del miércoles.

Por lo tanto, ahora tomaremos como referencias el 2.631 como soporte significativo y el 2.686 como resistencia. La perforación de una de estas referencias nos marcará el sentido del siguiente movimiento del S&P 500.

Por sectores el de bancos y el de ventas al por menor marcaron nuevos mínimos por debajo de los de octubre, con lo que han retomado su tendencia bajista.

Mientras que el del sector de "utilities" cerró con una subida del 0,8% y a punto de superar los máximos históricos.

Es cierto que el S&P 500 ha rebotado desde la zona de mínimos, pero le está costando superar la primera zona de resistencia significativa..

Ante este entorno resulta más productivo centrarse en los sectores más fuertes. Y en este sentido los valores más fuertes del sector de "utilities" son los que ofrecen mejores oportunidades.

Hablando de oportunidades, conviene destacar el comportamiento del oro materia prima denominado en dólares. Consiguió superar la zona de resistencia de los 1.235. Si ahora fuese capaz de respetar el soporte de los 1.205, muy probablemente sería capaz de desplegar a continuación un nuevo tramo al alza con un objetivo cercano a los 1.270.

La guerra comercial de Estados Unidos contra China parece tener que ver con prácticas comerciales desleales, pero en realidad persigue evitar que China se convierta en un serio competidor tecnológico contra los Estados Unidos. En 2019, existe una gran posibilidad de que la guerra arancelaria se convierta en un conflicto más amplio, con China reduciendo su exposición al dólar y la deuda del Tesoro estadounidense. Eso crearía dificultades significativas para el gobierno de los Estados Unidos y para el propio dólar, y favorecería el movimiento al alza del oro.

Acciones con más potencial según el consenso de mercado
Acciones del Ibex 35 con más potencial según el consenso de mercado. 5 de ellas con más de un 20% de potencial.

Por otro lado, la demanda de oro físico continúa superando el suministro procedentes de las minas. 

Ahora bien, este escenario alcista necesita que la cotización del oro supere la importante zona de resistencia de los 1.360. Y, por el momento, queda mucho recorrido antes de llegar a esa zona.

En cuanto a las bolsas europeas, el discurso de Draghi estaba ámpliamente descontado por el mercado.

 

El DAX Xetra intentó por dos veces superar los 11.000 puntos pero no lo consiguió.

En la sesión del viernes nos vamos a fijar en el soporte de la zona 10.850. Mientras el DAX se mantenga por encima de ese nivel, mantendremos la esperanza de que intente superar la zona de los 11.000 puntos.

El IBEX marcó en máximo en 8.977. Ahora, nos vamos a fijar en el 8.860. Y mientras se mantenga por encima de ese nivel, consideraremos que lo más probable es que intente dirigirse a la zona de los 9.200.