Rubén García Páez, director general de Threadneedle en España, Latam e Italia, comenta que “Francia presiona a Alemania para que arrime el hombro y Alemania lo arrima, pero con cuidado”.

“Tenemos buenas expectativas para la reunión del domingo. Llega el momento de la verdad. El mensaje de Sarkozy de estos últimos días apunta a que se tiene que tomar una determinación ya. Alemania, en cambio, mira los efectos fiscales de las medidas que se tomen”, dice García Paéz en declaraciones a Intereconomía.

“No pensamos que vaya a haber recesión en EEUU, aunque en Europa va a haber dos velocidades y, desde un punto de tendencia de medio-largo plazo, también los emergentes crecerán”.

“Este es un año en el que muchas carteras están en negativo pero, si el mercado tiene buenas noticias, de aquí a final de año podemos hacer inversiones a más largo plazo”.