Tercer lunes negro para el Ibex 35 que hoy sufrió la segunda mayor caída del año al ceder un 6,06%, con Europa también recortando posiciones y EEUU en la media sesión teñido igualmente de rojo. En opinión de José Lizán, analista de Nordkapp hemos vivido “otro lunes negro y sigue la desconfianza en el sector bancario”. El experto recuerda que “la crisis se traslada a Europa y la falta de coordinación por parte de las autoridades, que no mandan un mensaje claro, hace que la incertidumbre reine en los mercados”. “Las aseguradoras han sufrido mucho hoy –explica el analista- y todo el sector bancario en general ha caído con mucha fuerza y es por esa indecisión de los gobiernos, por no llegar a un acuerdo el fin de semana”. De hecho “se ha criticado a Irlanda la semana pasada cuando anunció que garantizaba los depósitos y después a los cuatro días sale Alemania para hacer lo mismo y rectificar sus palabras”.

Según Lizán, “esta falta de liderazgo europeo hace que la incertidumbre reine y lastre al sector financiero y asegurador”. Cada día hay nuevas quinielas para “saber quién será el siguiente” y “se baraja qué gobierno tendrá que salir para ayudar y nacionalizar otra entidad bancaria”, explica. “Hay una situación de colapso financiero y las medidas no se pueden hacer esperar porque si no entraremos en una semana caótica de grandes crisis bancarias” por lo que “creemos que habrá una coordinación entre bancos centrales y gobiernos y espero que en Europa vaya en una única dirección y no se trate de medidas coyunturales que tome cada gobierno de forma independiente”, matiza Lizán.

En EEUU sin embargo, a pesar del plan consensuado y aprobado de forma conjunta, la confianza tampoco vuele al mercado. Para el experto “es un plan necesario pero no suficiente, marca un punto de inflexión en lo que activos tóxicos se refiere”. Y es que “hay muchos que se valoran a cero y hay un montón de balances que los tienen provisionados así” pero “su valor real no es cero y hay un porcentaje de gente que lo paga y por lo tanto pueden tener algún valor real” aunque “el sistema de valoración hace que se marquen a cero”. Para Lizán, “este plan intenta solventar estas valoraciones de bonos que no tienen precio tratando de dárselo, lo que dará un cierto respiro a los balances”. El problema es que “los balances se multplican, la crisis se expande y todo cae como un castillo de naipes” por lo que el plan “era necesario pero no suficiente por la dimensión que coge la crisis”. Ahora lo que más apremia en opinión de este experto es “la coordinación en Europa” porque “se mostraba orgullosa la semana pasada por lo poco que había afectado al continente la crisis y ahora ve como afecta a todos”. A esto hay que añadirle que “el sistema interbancario está seco y hay que dotarle de liquidez”.

Los bancos españoles también se llevaron hoy un buen varapalo, BBVA perdió más de un 5% y Santander más de un 6%. Para Lizán los dos colosos del Ibex están sufriendo pero “en menor medida que los europeos” (…) “Hay un optimismo por parte de la prensa a nivel internacional en cómo las tesorerías españolas no se han apalancado en títulos de crédito” porque “somos emisores de titulizaciones hipotecarias que hemos vendido a otras entidades y no hemos sido compradores ni de ellas ni de bonos tóxicos”, explica el analista para quien “aunque los bancos españoles lo han hecho mejor, hay una crisis general, también en el interbancario y con el boom inmobiliario español implosionando no debe ser fácil obtener liquidez por lo que en el interbancario no somos ajenos a la crisis”.

El experto hace referencia Santander, que “estás siendo comprador y es eso está bien visto por el mercado, BNP también ha sido comprador y cuando estás en ese lado el mercado te financia en mejor medida” El analista mantiene en relación a Santander que “lanza depósitos pero no con tanta rentabilidad como otras entidades, por lo que no debe estar apremiado para obtener liquidez y es que sigue ofertando niveles bajos de rentabilidad lo que da una muestra de solvencia y seriedad”.

El valor más castigado de la sesión de hoy fue Gamesa que cedió más de un 14%. Lizán explica que “ya hay una desconfianza total”, “los fundamentales no valen para nada y los técnicos tampoco, tenemos una volatilidad al máximo”. Según el experto “Gamesa lo había hecho muy bien durante todo el año” y “tiene los ratios de valoración más elevados dl sector, no tiene deuda y un contrato de 6.700 millones con Iberdrola”, aún así “ha perdido un 35% en pocas sesiones porque el mercado busca liquidez incluso en los activos que tienen beneficios”. “Tiene que haber una vuelta a los fundamentales –mantiene el analista- y veremos grandes rebotes en este valor porque tiene buena visibilidad en resultados y crecimientos a doble dígito pero ahora mismo hay que estar fuera de la bolsa porque que el mercado esta irracional”. “A lo mejor Gamesa es una oportunidad de compra” pero “yo extremaría la cautela para no pillarnos los dedos”.