Las rebajas de invierno, que dieron el pistoletazo de salida el pasado 2 de enero en Andalucía, Comunidad de Madrid, Extremadura y Murcia, comenzarán mañana en el resto de España con descuentos que llegarán hasta el 70% en los primeros días de la campaña. "Serán las mejores rebajas del siglo", asegura el secretario general de la Confederación Española de Comercio (CEC), Miguel Ángel Fraile, en referencia a los "potentes" descuentos, la cantidad de producto a disposición de los clientes y su "extraordinaria" calidad. Más de diez millones de clientes visitarán las grandes superficies en los primeros días de las rebajas, según calcula la Asociación Nacional de Grandes Empresas de Distribución (Anged), que afronta la temporada con "perspectivas razonablemente optimistas" a pesar de la coyuntura económica.
Las firmas asociadas en Anged, entre las que figuran El Corte Inglés, Carrefour, Cortefiel, Ikea y Toys´RUs, entre otras, estiman que los descuentos oscilarán entre el 10% y el 20% para los productos de bazar y electricidad, mientras que en el sector textil podrían alcanzar entre un 50% y un 70%, lo que arroja una rebaja media de precios de alrededor del 40%.

"Hacia el final de la campaña, los descuentos alcanzarán en los restos de los últimos productos hasta un 80% y un 90%", asegura la patronal.

Con la campaña más agresiva de los últimos años, el sector intentará compensar la caída de las ventas que ha registrado durante los últimos meses. Según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), las ventas del comercio al por menor bajaron en noviembre por noveno mes consecutivo, con una caída interanual del 9,6% en términos constantes (eliminando el efecto precios).

106 EUROS DE GASTO MEDIO


Pese a los grandes descuentos, cada consumidor reducirá este año su gasto un 15% respecto a las rebajas de 2008, al destinar una media de 106 euros, según una encuesta de la Federación de Usuarios y Consumidores Independientes (FUCI).

Además, sólo dos de cada tres españoles afirman que comprarán en rebajas y, de éstos, la mayoría (71%) se inclina por adquirir productos textiles, seguido de complementos (13%), nuevas tecnologías (8%) y artículos relacionados con el ocio y tiempo libre (5%).

"Estaríamos satisfechos si las rebajas, como mínimo, terminan igual que el año pasado", dijo a Europa Press el portavoz de la CEC, Benet Boix. Según datos de la organización, el pequeño comercio facturó en la campaña de rebajas de 2008 alrededor de 7.400 millones de euros.

Por su parte, el comercio textil español prevé facturar 3.634 millones de euros en esta temporada, lo que supone un 15% menos que en el mismo periodo de 2008, cuando obtuvo 4.275 millones de euros, según la Asociación Empresarial de Comercio Textil y Complementos (Acotex), integrada en la CEC. Según sus cálculos, cada ciudadano destinará una media de 85 euros a la compra de productos textiles.