Recorte muy pronunciado del Ibex 35 tras el levantamiento del veto sobre las operaciones a corto dentro de los valores financieros. Eduardo Vicho, jefe de Análisis de M&M Capital Markets, no recomienda entrar en Bankia. 

“Es previsible que la corrección en el Ibex 35 vuelva a tener continuidad en las próximas sesiones y la volatilidad ha repuntado, así que mucho cuidado y cautela”, recomienda Vicho en declaraciones a Radio Intereconomía.

Bankia se desploma a esta hora más de un 8%, con picos de hasta un 10% en la hora de sesión este jueves, después de su cambio de preferentes por acciones, del cese de la prohibición para operar cortos y de la continuidad de la ‘tragedia griega’. Eduardo Vicho asegura que “el tema más llamativo es cómo está afectando a los pequeños inversores. Hay que recordar que el primer mes este banco estuvo bastante tranquilo. Es un valor que nunca me ha gustado, estaba muy controlado y en el momento en el que los controladores han desaparecido, estamos viendo caídas que podrían tener continuidad, más aún tras la pérdida de los mínimos históricos en los 3,11 euros. Aprovecharíamos cualquier rebote para cerrar posiciones.”

El índice del sectorial bancario europeo cede a primera hora de la sesión más de un 2% al estilo español. Société Générale ha publicado esta mañana sus cuentas con la caída de un 89% de su beneficio, muy por encima de lo
esperado, debido fundamentalmente a Grecia. Esta mañana, la financiera gala cede más de un 4%.

Gamesa esta mañana cede más de un 1,5%, “un valor que, desde el punto de vista fundamental, ha mejorado sustancialmente al reducir su exposición a España. Hay algo que no gusta y es que desde finales de noviembre no
termina de rebotar el valor.”

El par euro/dólar se coloca hoy en el 1,29. El analista asegura que la paridad tiene objetivos fundados en el aspecto macroeconómico. “Grecia no puede permanecer en el euro. El primer impacto consideramos que podría ser
negativo tanto para la renta variable como para el euro. Aprovecharíamos cualquier tirón a la baja, en 1,26 deshacer las posiciones que tenemos en el euro/dólar para terminar de cerrarlas en 1,20.”