El nuevo año comienza con la bolsa española rodeada de incertidumbre, propia y externa. Entre China, Cataluña, el petróleo y el gobierno central, los inversores no se animan a comprar en nuestro mercado. De hecho, el Ibex 35 abre con un hueco bajista de más de un punto porcentual. Mientras, el EURUSD cotiza en 1,092 dólares y el Brent sube a 37,62 dólares. 
 

El Ibex 35 comienza 2016 con mal pie. El selectivo abre con un fuerte hueco a la baja que le barre los 9.500 puntos de un plumazo y, es que, hay motivos para vender.
 
Por un lado, llega una ola vendedora de Asia que hoy ha arrasado el mercado chino. De hecho, la bolsa de Shangai ha tenido que cerrar con antelación por primera vez en la historia para frenar la sangría que estaba sufriendo, pues se caída un 7%. Estas caídas se han producido al calor de un mal dato de PMI manufacturero (48,2% vs 48,6% del mes anterior). La fabricación se ha debilitado por quinto mes consecutivo, la racha más larga desde el año 2009, lo que demuestra la ralentización de la economía china. 
 
Además, dentro de España la incertidumbre política sigue siendo portada de los diarios y, es que, ayer la CUP imposibilitó la investidura de Artur Mas como presidente de la Generalitat, lo que deja a Cataluña prácticamente abocada a celebrar nuevas elecciones en marzo. Además, a nivel país, siguen los tiras y aflojas entre los cuatro partidos políticos principales, pues el próximo lunes 13 tendrá que someterse en el Parlamento la elección de presidente del Gobierno. Así todo, la tensión política se palpa en la prima de riesgo, que marca 19 puntos de diferencial entre el bono español e italiano a 10 años.
 
En el mercado de materias primas vemos un tímido repunte del petróleo ante la tensión entre Arabia Saudí e Irán que ha crecido tras la ejecución del clérigo chií Nimr al Nimr.  Esto ha llevado a la ruptura de relaciones diplomáticas entre ambos países y el lanzamiento de amenazas cruzadas que afectan al mercado de petróleo, ya que Arabia Saudí es el mayor productor de crudo del mundo e Irán también se sitúa entre los primeros.

 Dentro del Ibex 35 vemos que el valor más bajista de este inicio de año es OHL. La constructora se desploma un 2,54% hasta los 5,13 euros, después de firmar 2015 siendo una de las acciones más bajistas del selectivo al dejarse un 52%. Le sigue la novata del Ibex 35, Merlin Properties, que se deja un 2,51% y viaja a los 11,25 euros.

Tan sólo un valor se salvan de la quema, FCC, que sube un 0,29% y mantiene los 7 euros.

Atención a Grifols, que hoy se encuentra inhibido de cotización por momentos al poner en marcha el split de 2 acciones nuevas por cada acción antigua.

En el grupo de blue chips, Santander es el más penalizado, perdiendo un 2,17% hasta los 4,46 euros; BBVA cae un 1,65% hasta los 6,62 euros;  Telefónica cae un 2,15% hasta los 10,01 euros; Iberdrola cede un 1,36% hasta los 6,46 euros; Inditex se juega los 31 euros al caer un 2,07%; Repsol pierde un 0,64% hasta los 10,05 euros.

En el Mercado Continuo…
Las subidas las encabeza Urbas, que se dispara un 10% hasta los 0,011 euros, por lo que sigue siendo la acción más barata por precio de nuestro mercado.
 
Al otro lado, Prisa se desploma un 6,11% perforando por abajo los 5 euros.
 
La maltrecha Abengoa se salva de la quema de los primeros compases al subir un 6,34% las acciones A y un 7,69% las B.

Laboratorios Almirall cede dos puntos porcentuales y quiebra soporte tras anunciar la adquisición del 100% de ThermiGen