En declaraciones a Radio Intereconomía, José Luis Martínez Campuzano Estratega de Citigroup considera que la fortaleza del euro se ha visto favorecida por dos factores principales: el escenario de los tipos de interés y las medidas arancelarias del gobierno norteamericano, que podrían perjudicar a la evolución del dólar.
En vísperas de la reunión del BCE se espera una estabilidad de tipos, sesgo neutral y un recordatorio sobre los riesgos de medio plazo pero se reconoce que a corto plazo la inflación está controlada. Tras la subida de tipos habrá que ver cual es el potencial impacto de las mismas y esperar acontecimientos. Habrá que relegar una futura subida de tipos que probablemente será para la segunda mitad del año que es lo que está descontando la curva de tipos. El euro es la única moneda que se está fortaleciendo frente a todas las divisas básicamente por dos factores que lo apoyan: el escenario de tipos y sobre todo las medidas del gobierno norteamericano de establecer un arancel sobre algunas importaciones de China. Si esto se generaliza y se aumentan las barreras arancelarias el principal perjudicado será el dólar lo que o significaría un estrechamiento de los mercados internacionales y un dólar más bajo. En las últimas semanas hemos visto que los mercados se han normalizado. Estamos en máximos pero hemos visto cómo se normalizaban los tipos a largo plazo. Hemos visto más subidas en los tipos europeos que norteamericano, se han acortado los diferenciales y hemos visto mucha correlación entre el diferencial y la evolución del euro-dólar. Lo que el mercado está descontando tiene que ver con la incertidumbre sobre el escenario de tipos del BCE pero muchos nos replanteamos si el techo de los tipos en Europa lo veremos este año o será en 2008.