La decisión tomada por los bancos centrales es necesaria - sobre todo después de que algunas entidades anunciaran dificultades para acceder al crédito- pero no hay que olvidar que el principal problema sigue siendo Grecia.

La acción conjunta de los principales bancos centrales para inyectar liquidez en dólares es una medida que se podía desprender de las últimas declaraciones de Jean Claude Trichet “admitiendo que el BCE estaba preparado para medidas concencionales y no convencionales”. El anuncio se produce después de que “BNP anunciara esta esmana que tenía dificultad para financiarse en dólares y, con esta medida, se coordinan los esfuerzos para que todos los bancos puedan tener acceso a liquidez y no tener esas tensiones de acceso al crédito”, reconoce Marc Ribes, director de Activo Trade en Madrid.  ¿Pero esto es pan para hoy y hambre para mañana? Ribes reconoce que más allá de las políticas convencionales de subir o bajar tipos, “los bancos centrales tienen que apoyar a los agentes económicos. La crisis es muy grave y tienen que tomar medidas para evitar consecuencias peores sin dejar de lado que lo que preocupa es Grecia”.

Respecto a si la posible solución griega es la emisión de Eurobonos o no, Ribes reconoce que “es un camino que necesariamente tiene que tomar Europa si quiere sobrevivir como unidad económica en el futuro pero no se puede llevar a cabo ahora”. Tras esta crisis se unificarán criterios y se sentarán las bases para la futura Europa. Pero ¿qué tiene que pasar? “Primero solucionar los problemas que tenemos en Europa, el grave problema que tenemos en Grecia y evitar que se traspase a todas estas economías. Cuando esto se haga, será algo necesario para la viabilidad de la Zona Euro. Pero ahora no es algo que se pueda llevar a cabo”.

Sobre los datos que se han publicado en Wall Street, Ribes admite que “siendo malos, es bueno para el mercado porque la semana que viene tenemos reunión del FOMC, Bernanke está pensando en un nuevo QE y, con estos datos, es probable que veamos nuevos estímulos”. De ahí la subida de la renta variable. Dicho esto, “es importante porque hoy en día lo que mira la FED es que es el consumidor gaste y lo haga a crédito, por un lado y reactivar el mercado inmobiliario. de ahí que el paro sea lo que estudie para tomar o no determinadas medidas”.