El inversor multimillonario consigue que al menos se replantee el plan de compensación a ejecutivos que se votó mayoritariamente en la última junta de accionistas.
El oráculo de Omaha habría conseguido que Coca -Cola revise su plan ejecutivo de compensación antes de que entre en vigor el próximo año, cediendo a sus presiones, según apuntan varios medios estadounidenses.

Buffett expresó sus reservas sobre el plan de forma privada en las últimas semanas al CEO de la compañía, Muhtar Kent, incluso en una cena en la ciudad natal de Buffett. Cabe destacar que la empresa que dirige en inversor norteamericano, Berkshire Hathaway, es la principal accionista de Coca-Cola al poseer el 9% de las acciones.

Asimismo, Buffett ha expresado con frecuencia su disgusto por los planes de pago que dependen en gran medida de las opciones sobre acciones, que califica de “billetes de lotería” para los ejecutivos. Estas opciones dan al destinatario el derecho a comprar acciones en una fecha posterior por un precio fijo.

"Estoy en contra del plan, y ellos lo saben ", aseguraba Buffett en una entrevista con The Wall Street Journal.

En la reunión anual de accionistas de Coca-Cola la semana pasada, el plan de compensación con acciones de la compañía para los ejecutivos se aprobó con facilidad, con el 83 % de los votos emitidos a favor de la propuesta. Sin embargo, los que votaron "sí" representan casi la mitad de las acciones en circulación de la compañía, después de incluir las abstenciones y los votos nulos.

El inversor afirmó que su decisión de abstenerse, en lugar de votar en contra, era “tan clara como votar ‘no’. Aunque quiso dejar claro que esa decisión no tiene nada que ver con que se esté administrando mal el negocio de la compañía.

Conoce cuando estos valores cambien de ciclo bursátil, pincha Aquí