La desconfianza en la renta variable española vuelve a evidenciarse con los últimos datos de las Sicavs. A pesar de que todas han incrementado ligeramente su exposición a la renta variable nacional, lo cierto es que la presencia de ésta en el total de la cartera es escasa o prácticamente inexistente. Eso sí, entre los valores elegidos, valores como Telefónica, Inmobiliaria Colonial, Amadeus o Baron de Ley, con fuerte presencia en sus respectivas carteras. 


La confianza en la renta variable española se ha visto minada en los últimos meses, también para los grandes patrimonios. Las últimas cifras del operador de la bolsa española, BME, así lo muestran. En total, los ingresos del negocio de renta variable cayeron más del 24% interanual. De enero a marzo de 2015, los parqués españoles negociaron un volumen de efectivo  de 260.774 millones de euros mientras que en los tres primeros meses de este 2016 la cantidad cayó hasta los 197.623 millones de euros.

Con ello, no sorprende que las cinco mayores sicav españolas perdieran cerca de un 2,97% de su patrimonio en los tres primeros meses del año.

Patrimonio Sicavs españolas más grandes

 
Nota: Se ha excluído de este ranking Morinvest por no tener datos actualizados en CNMV

La inestabilidad política en nuestro país ha sido un factor determinante a la hora de restringir la inversión en el parqué. Y sin embargo, en la mayoría de las carteras el porcentaje destinado a renta variable nacional se ha incrementado.  Ese es el caso de Torrenova Inversiones, el vehículo inversor de la familia March, que ha incrementado su exposición a renta variable española con la compra de Aena. Claro que las dos posiciones que tiene en el mercado español (también cuenta con Telefónica) apenas alcanzan un 1,02% del total de la cartera. Es la renta fija cotizada la que dedica una mayor parte de su patrimonio, especialmente a la deuda pública de más largo plazo. 


Cartera Torrenova inversiones

Fuente: CNMV y Elaboración propia



La mayoría de la inversión se centra en el exterior, donde dedica un 20% a renta variable – con Coca-Cola, Carnival o Deutsche Bank como principales posiciones – frente al 37% que tiene invertido en renta fija cotizada. 

Si nos acercamos a Bellver, otro de los vehículos de la familia March, el dibujo cambia…aunque no demasiado. Con un 4,3% de exposición a renta variable española – ligeramente por encima del que tenía a cierre de 2015- las posiciones se distribuyen casi de
forma equiponderada entre Amadeus, BME y Telefónica. 

Bellver cartera

Fuente: CNMV y Elaboración propia


Las acciones de compañías españolas cotizadas que forman parte del IBEX 35 están presentes en las carteras de cerca de 8.700 fondos mundiales. Esta participación equivalía, al cierre de marzo de 2015, a 113.500 millones de euros representativos de casi un 16% de la capitalización total de las empresas españolas presentes en Bolsa. De ese importe total, aproximadamente 104.000 millones, un 92%, se reparten entre 5.758 fondos extranjeros.

Quizás por ello, la  distribución del vehículo de inversión de la familia Ortega – Soandres – presenta un 89% de exposición a otros vehículos como los fondos de inversión.  Dos de ellos – RV Europa FI y JP Morgan global alternativo – registrados en España y a los que expone un 3,2% de la cartera. El 85,7% restante se distribuye entre fondos como el OakTree Euro high yield Bond, Melchior Euro En ABR y Nordea US Total Return Bonds.

Hay que salir de las grandes sicav para ver algo más de exposición a mercado español. De hecho, son los vehículos de inversión de la familia Del Pino ( Allocation) y de la familia Hernández, propietaria de Ebro Foods (Soixo) las que dedican más del 3% de su cartera a la bolsa española. 

Allocation tiene exactamente un 3,3% de la cartera repartida en siete compañías del mercado español. Telefónica es la compañía con mayor exposición – supone un 1,69% de la cartera – mientras que Repsol e Inmobiliaria Colonial ocupan en su conjunto en torno a un 1% de la cartera.  También queda lugar para compañías algo más pequeñas, como  Ebioss, Logista  o Talgo, aunque son más reducidas que las que presentaba en el mismo período de un año antes. 

Cartera Allocation

Fuente: CNMV y Elaboración propia


La parte de renta variable internacional, sin embargo, sigue suponiendo un 46% del total. Shchulumberger, Canadian Natural Resources y Waste Management copan los primeros puestos. 

La gestión del vehículo de inversión de los dueños de Ebro Foods dedica el 6,7% de la cartera a renta variable española de una cartera que sólo tiene el 12% en España (entre renta fija y renta variable) y que reparte el resto en renta variable internacional (61.8%) y fondos de inversión (4,69%). (Ver: Cartera Soixa)

De las 13 compañías que forman la parte española de la cartera, en ocho ha incrementado su posición. Baron de Ley es la principal posición, con un 1,19% del patrimonio, a pesar de haberla reducido desde 2015. ArcelorMittal y Miquel y Costas, que ocupan los siguientes puestos, apena suponen en su conjunto un 1,6% de la cartera. 


Posiciones Soixa

Fuente: CNMV y Elaboración propia


Con ello no extrañan  las cifras de que son  los inversores institucionales estadounidenses los principales propietarios extranjeros de acciones del IBEX 35,  por un valor de 36.562 millones de euros a través de 1.293 fondos. Le siguen los británicos con 18.902 millones en 926 fondos y los franceses con 16.835 millones en 888 fondos. Entre estos 3 países copan el 70% del valor de la inversión institucional no residente en acciones de compañías del IBEX 35, según un informe de BME y Telefónica. 



Te interesa leer:
La cartera de Amancio Ortega…. y de su familia
Cómo gestionar mi patrimonio si tengo más de 1.000.000 euros para invertir