Los expertos del banco de inversión estadounidense acaban de publicar un informe en el que apuestan por la inversión en grandes bancos estadounidenses, sobre todo con la vista puesta en la subida de los tipos de interés.
En este reciente informe, los analistas señalan que el comportamiento de las entidades financieras estadounidenses en relación al S&P 500 va a estar muy ligado a la evolución de la macroeconomía. Es más, estará relacionado con la subida de los tipos de interés.

Y eso a pesar de que la temporada de resultadas no ha sido especialmente positiva, sobre todo para las entidades con fuerte dependencia de los ingresos por trading.

En opinión de los expertos de Merrill Lynch, en la actualidad hay cuatro grandes bancos estadounidenses que podrían estar preparándose para experimentar subidas en bolsa en lo que queda de 2015.

Citigroup: La firma no ha pasado por su mejor momento después de haber decepcionado con sus cuentas el pasado mes de enero. De hecho, en lo que va de año cae más de un 10% en bolsa. Sin embargo todo podría cambiar si, tal y como piensan en Merrill Lynch, la sociedad sorprende en su próxima cita con los analistas. Esperan que pase el test de capital de la FED y que venda, o separe uno de sus negocios menos brillantes, el One Main Financial Holdings.

Esperan que estos catalizadores, además de su gran franquicia internacional y doméstica genere sus beneficios, por lo que Citi se ha convertido en la principal apuesta de compra dentro del sector.

En la entidad le asignan un precio objetivo de 63 dólares por acción, lo que implicaría un potencial de casi un 30% desde los niveles actuales de cotización.

JPMorgan Chase: Los analistas que han preparado el informe consideran que podría beneficiarse de un aumento de la inversión crediticia a empresas debido a un esperado aumento en la inversión en capital de las sociedades estadounidenses. Por si fuera poco, en Merrill Lynch, como en otras entidades, creen que el banco cotiza con descuento con respecto a sus comparables, ya que su PER es algo inferior a las 10 veces. De hecho, se trata del PER más bajo entre las grandes del sector. También les gustan los números en relación al valor en libros.
En la firma creen que el banco se va a beneficiar de un aumento en la demanda de crédito, además de un incremento en los depósitos.

Los expertos de Merrill Lynch le dan un precio objetivo de 68 dólares por acción, lo que le otorgaría un potencial de casi un 20%.

Wells Fargo: Es otra de las firmas que podrían beneficiarse de una potencial subida de los tipos de interés en Estados Unidos. La entidad es una de las mayores firmas hipotecarias del país, y una subida de tipos, indudablemente tendrá un impacto en su beneficio –explican en Merrill Lynch-.

Estos expertos le dan un precio objetivo de 60 dólares por acción, lo que implicaría un potencial de revalorización de alrededor de un 10% desde los niveles actuales.

BB&T: Los analistas consideran que el banco seguirá beneficiándose de la tendencia con la que ya ha comenzado el año. La firma sí batió las previsiones durante el último trimestre del año.

En Merrill Lynch le dan un precio objetivo de 44 dólares, lo que supondría un potencial del 18% con respecto al precio actual.

Si quiere acceder a más análisis sobre estos valores, pinche aquí.