El presente ejercicio no ha comenzado con buen pie en Wall Street, todo lo contrario. Estamos ante el peor inicio de un año de la historia de la bolsa americana. Lo peor no es lo que ha caído la bolsa, sino a lo que podríamos enfrentarnos a partir de ahora. Los analistas lo tienen claro; nada bueno, sino todo lo contrario.
 
Los expertos de RBS han sido los más arrojados y recomiendan venderlo todo y no estar en bolsa bajo ninguna circunstancia. Es más, cree que estamos ante un cataclismo en los mercados y ve muchas similitudes con 2008, el año del pinchazo de la burbuja subprime, la quiebra de Lehman Brothers y el hundimiento del sistema financiero global cuyas consecuencias estamos sintiendo aun en estos momentos.
Los expertos del banco de inversión ven muchos problemas en el horizonte: China, la caída del precios de las materias primas, sobre todo el petróleo. Es más, creen que el crudo podría desplomarse para llegar a alcanzar los 16  dólares por barril”.

El autor del informe explicaba que “el mundo se está desacelerando, el comercio se está desacelerando, el crédito se está desacelerando, estamos en una guerra de divisas, la desinflación global se está convirtiendo en deflación una vez que China se ha dado cuenta de lo que tiene que hacer –devaluar y pronto- y Estados Unidos, entonces ha avivado el fuego subiendo tipos de interés”.

Creen que, además, la tecnología va a eliminar la mitad de los empleos del mundo. En su opinión, además, el mundo sigue tan endeudado que no será capaz de recuperar su capacidad de crecer con holgura.
Algo en lo que coinciden otros expertos. Hace solo unos días los analistas de Citi publicaron un informe en el que señalaban que algunos países siguen aún muy endeudados. Por cierto, que España es el tercero en relación deuda/PIB, tal y como puede observarse en el siguiente gráfico.

Deuda de los países, Citi


Si en RBS creen que la bolsa podría caer hasta un 20% y que hay que salir de los títulos que se han beneficiado del QE, en Citi el estratega jefe de Estados Unidos que había mantenido una visión positiva de Wall Street hasta ahora ha dado su brazo a torcer y ahora recomienda infraponderar Estados Unidos. Tobias Levkovich ya no ve opciones de revalorización en unos índices que han conseguido revalorizarse casi un 200% desde que tocaron mínimos en marzo de 2009.

Estamos ante el tercer bull market más largo de la historia y el cuarto en el que más se ha revalorizado un índice y todo tiene que tener su final, claro.

RBS coincidía en el tiempo con JP Morgan que optaban por cambiar el consejo que mantenía desde hacía 7 años. Si hasta ahora creían que cualquier caída de las bolsas era buena para comprar, ahora ven con pesimismo el futuro y recomiendan aprovechar las subidas para ir deshaciendo posiciones y esto, claramente no es una buena opción.
Previsiones de JP Morgan


El banco americano se había convertido en la tercera gran entidad financiera en cambiar su visión, antes ya lo habían hecho Goldman Sachs y Merrill Lynch.

Pero el temor no viene solo de Estados Unidos, algunos grandes bancos europeos como Barclays, Deutsche Bank o Societe Generale también han cambiado su visión en este tiempo. Es más, hasta la agencia Standard & Poor’s ha dicho que en la actualidad hay más compañías con una perspectiva negativa de su deuda desde que finalizó la crisis financiera.

Los expertos de Societe Generale, por ejemplo, afirman que la bolsa americana podría caer un 65% desde los niveles actuales. Una perspectiva negativa, en consonancia con la de otras firmas de análisis, aunque quizá más extremista. Hay que tener en cuenta que el analista que ha hecho esta estimación, Albert Edwards, es conocido por su visión bajista desde hace años.

Recuerda el experto que la mayor parte de las acciones de Wall Street están ya en terreno de bear market al haber caído más de un 20% desde sus máximos. En su opinión esto representa el inicio de una recesión. “El anterior mercado bajista –dice Albert-  tocó mínimos en marzo de 2009 cuando el S&P 500 tocó los 666 puntos y yo creo que iremos por debajo de ese nivel en el actual bear market”, dijo el experto ayer en unas declaraciones recogidas por varios medios.

goldman Sachs


Hace solo unas horas el conocido Jeffrey Gundlach, gestor del hedge fund doubleLine Capital, decía que “este no es un buen momento para ser un héroe, ya que estamos en un mercado donde nuestro objetivo debe ser proteger nuestro capital”.

Hace solo unas horas recogíamos los comentarios que había hecho Gina Martin Adams, de Wells Fargo, en los que explicaba cuáles eran en su opinión son los parecidos entre lo que ocurre ahora y lo que se produjo hace 16 años en los mercados, desde 1998.

Apuntaba que podríamos estar a punto de asistir a una caída de alrededor de un 20% en bolsa en seis semanas. Adams apunta que “a pesar de algunas señales preocupantes en el mercado, la economía parece estar aguantando razonablemente bien mientras supera la compleja situación del petróleo, se deterioran las exportaciones y se evidencia una recesión en el sector manufacturero que sugiere que es posible evitar una recesión doméstica”. Adams: “la bolsa podría caer un 20% en seis semanas

Pero hasta en los peores escenarios siempre hay espacio para la esperanza. Saxo Bank publicaba ayer un informe en el que apuntaba que “el primer trimestre será un comienzo de año difícil con la confusión, el aumento de la volatilidad y una gran cantidad de mensajes que tendremos que adivinar de la Fed, pero hay que entender también que al pasar de un ciclo no-normal hacia un modelo de coste marginal del capital, estamos ante una buena noticia.”

En concreto explicaban que “las subidas de tipos son signos de curación y no de enfermedad y 2016 está preparado para ofrecer grandes oportunidades para los inversores que están buscando crecimiento en sus carteras una vez el mercado se reinicie”.  

QUIZÁ LE INTERESE LEER:
Las acciones que liderarán el rebote
El mercado contiene el aliento a la espera de los resultados
¿Estamos preparados para lo que nos depara 2016 en los mercados?