El buen comportamiento técnico de Santander e Iberdrola estas últimas sesiones ya nos hacía presagiar que el Ibex 35 rompería sus máximos anuales hasta ayer en los 10.525 puntos. Sin embargo, el resto de grandes valores del selectivo, aunque pueden agarrarse al carro ahora, siguen retrasados. ¿En qué niveles deberían estar BBVA, Telefónica, Repsol, Iberdrola e Inditex para hacer justicia al Ibex en máximos anuales?


BANCO SANTANDER
Como ya comentamos con anterioridad esta semana, Banco Santander e Iberdrola estaban cumpliendo con los objetivos técnicos previstos para empujar al Ibex 35 a máximos anuales. Así pues, como Roberto Moro, de Apta Negocios, indicaba, “al subir Banco Santander por encima de 6,85, anteriores máximos anuales, fue el primero de los blue chips en dar señales de que el Ibex 35 pudiera construir otro impulso alcista” y, es que, el 15 de enero, fecha en la que el selectivo marcó los anteriores máximos anuales en 10.525 (precios de cierre), Santander cotizaba en 6,85 euros. Además, ahora que el Ibex 35 ya marca nuevos máximos anuales, Santander parece que le seguirá apoyando, pues “el objetivo inmediato de Santander son los 7,40-7,45 euros y, si el Ibex supera los 10.550, avanzará hasta 8,15-8,20 euros”, indica Moro.

BANCO SANTANDER



IBERDROLA
Iberdrola, por su parte, también hizo lo propio, rompiendo consecutivamente máximos anuales. De hecho, cuando el Ibex marcó los susodichos 10.525 puntos, la eléctrica cotizaba en 4,67 euros, nivel por encima del cual cotiza desde principios de mayo. La continuación alcista de Iberdrola también es previsible, apoyándose en los avances el Ibex y viceversa, por lo que “su siguiente objetivo son los 5,25 euros”, indica Javier Sánchez Rojas, Director de Trading de RBBolsa.com.

IBERDROLA



Frente al buen comportamiento técnico de Banco Santander e Iberdrola, los blue chips que han servido de mayor apoyo al Ibex 35 –junto con Draghi- para marcar nuevos máximos históricos, el resto de grandes valores se intenta subir al tren, pero ¿a qué niveles deberían cotizar para corresponder a un Ibex 35 en máximos de 2014?:

BBVA
Los grandes bancos nos tienen acostumbrados a ir parejos, de ahí su apodo de “los gemelos”. Sin embargo, esta tónica de los últimos años se ha roto, esta vez, a favor del Santander (el año pasado fue a favor de BBVA) y la entidad vasca se ha quedado atrasada. De hecho, cuando el Ibex 35 marcó sus anteriores máximos anuales en 10.525 puntos, BBVA cotizaba en 9,73 euros y hoy está un 5%. No obstante, con el tirón de mercado de ayer, BBVA superó la resistencia de los 9,10 euros y ahora tiene como objetivo subir hasta los susodichos 9,73 euros. En cambio, si vuelve a meterse por debajo de 9,10 euros, magnificaría el lateral en el que lleva sumido prácticamente todo el año entre los 8,30 y 9,10 euros.

BBVA



TELEFÓNICA
Telefónica se ha ganado a pulso el apelativo de “bella durmiente de los blue chips”. La operadora ha estado sumida en un lateral entre los 10,90 y los 11,50 euros casi todo el año y, ahora, parece que rompe por arriba y podría volver a encaminarse directa a los 12,50 euros, nivel en el que coincidió con el Ibex 35 en máximos anuales. Por tanto, Telefónica debería estar, por lo menos, un 8% por encima de los niveles a los que cotiza para hacer justicia al selectivo en máximos. Ahora bien, ¿conseguirá Telefónica subir tanto? Lo tiene complicado, pues el volumen en las subidas ha ido disminuyendo.

TELEFONICA



REPSOL
La petrolera no ha alcanzado los niveles a los que estaba el Ibex 35 cuando marcó sus anteriores máximos, pero por poco. Aquel 15 de enero Repsol marcaba los 19 euros y hoy está a tan sólo un 1%. El problema es que en dicho nivel tiene una resistencia que no ha sido capaz de superar con suficientes filtros desde septiembre. Si lograra romperla, su siguiente objetivo serían los 20 y 21 euros, máximos de dos años.

REPSOL



INDITEX
Quizás el caso perdido de los grandes es Inditex. La textil, en contraposición a los excelentes años bursátiles que tiene a sus espaldas, este 2014 está siendo su cruz. Es el blue chip más penalizado del año, perdiendo un 7%, y además, está muy alejado de los niveles a los que cotizaba cuando el Ibex marcó los anteriores máximos. Concretamente, cotiza un 6,5% por debajo de aquellos 119,90 euros, que además fueron también sus máximos históricos. Técnicamente, con la ruptura de los 110 euros, Inditex podría subir hasta su siguiente resistencia, en 115. Sin embargo, este movimiento se antoja harto complicado, pues el volumen ha caído en picado a medida que su cotización subía en el último mes. De hecho, el escenario contrario pasaría por volver a meterse por debajo de 110 euros y poder cae hasta los 104-105 euros.

INDITEX