Este podría ser el año para la gigante compañía de comercio electrónico. Al menos eso es lo que consideran los expertos, que ven que podría tener unas subidas de cerca del 20%.
El negocio de Alibaba es de los que más interés despierta para los analistas. Al comenzar este ejercicio, se esperaba que muchas entidades financieras hicieran sus pertinentes recomendaciones sobre el valor. Si lo más óptimo para el 2015 es realizar una apuesta contundente por su capacidad de revalorización o mantenerse al margen.

Desde luego que la minorista China ha cambiado el tablero del comercio electrónico mundial. Eso es un hecho reseñable que hay que seguir con atención. Las perspectivas de su crecimiento en facturación y ganancias son directamente proporcionales a lo que se espera que suba a nivel bursátil. Es decir, se espera que sus acciones puedan llegar hasta los niveles de los 120 dólares. Sería un 20% más sobre niveles actuales.

Esa es la opinión del consenso, pero hay expertos que van más allá. Es el caso de de los analistas John Choi y Alex Liu, de Daiwa. Desde su punto de vista, Alibaba tendrá un valor de 130 dólares por acción de aquí a un año vista. Ése precio objetivo se basaría en 50 veces su estimación de ganancias para 2016 y es un 8% más alto que la proyección de la media de los expertos.

Estos analistas señalaron que Alibaba debe cotizar con un descuento de un "30% con respecto a otras compañías de China enmarcadas dentro del sector de internet”. Pero la cuestión es… ¿Por qué esta firma de análisis es más optimista que otras que ya pronostican una aventura alcista para el valor?

Alibaba viene cargado de optimismo

Principalmente, se centran en el potencial internacional que aún tiene por desarrollar la empresa china. “Creemos que los inversores deberían centrarse en dos de las iniciativas de Alibaba”, destacan. “En primer lugar en las transacciones transfronterizas ("Haitao"), y en segundo lugar en la logística inteligente de China ("Cainiao")”, esgrimen.

Dado que "el modelo de negocio de comercio electrónico resulta ser transfronterizo", Alibaba "tiene el potencial de redefinir el entorno minorista en China”, apuntan estos analistas. En este sentido, el consenso también se basa en que la previsión es que la compañía asiática alcance en 2017 los 11.299 millones de dólares. Por el contrario, Daiwa cree que esa cifra será un 5% más elevada.

Lo que hay que observar, según la mayoría de los analistas, es que el negocio de comercio electrónico internacional de Alibaba se encuentra todavía en una fase muy incipiente, por lo que tiene un margen de crecimiento bastante considerable.

En otro orden, a pesar de que no se ha concretado nada, se espera que pudieran conocerse más informaciones a este respecto en los próximos meses. De ser así, la acción podría reflejarlo con subidas como ha sucedido en otras ocasiones con otras compañías con noticias similares –fue así en el caso del spin off de Pay Pal–.

Cotización de Alibaba desde el lanzamiento de su OPV
Alibaba cotización


Pero para conocer si es el momento de apostar por esta acción hay que ver cuál es el status actual de la empresa asiática. En cuestión de ventas obtuvo 8.672 millones de dólares el pasado ejercicio, mientras que el consenso de expertos espera que en 2014 ingrese 12.658 millones de dólares y en 2015 subir hasta los 17.284 millones de dólares.

Por otro lado, en cuestión de ganancias por acción que tendría Alibaba de cara al futuro, de los 2,23 dólares que estima el consenso de expertos para el conjunto de 2014 pasaría a ganar 3,02 dólares en 2015.

Asimismo, otro de los puntos fundamentales en los que se centran los analistas es el nivel de recomendaciones que tiene en Wall Street. Aquí sin duda la compañía china parte con una gran ventaja, puesto que el 89% de los brokers recomienda la adquisición inmediata de sus títulos, de entre los que destaca los 133 dólares de precio objetivo que le coloca Oppenheimer.