Ayer, día 17 de mayo,  vivimos la caída más abultada en los mercados americanos de 2017, concretamente el SP500 se dejó un -1,82% cerrando en 2.357,03 puntos. Supuso la segunda vez que en el año cae más de un 1%, han tenido que pasar más de 150 sesiones para ver una corrección tan pronunciada, ya que desde octubre de 2016 no se había producido un movimiento tan brusco. Como se puede ver en el próximo gráfico del SP500.

En lo que llevamos de año el SP500 ha promediado un movimiento diario del 0,37% en términos absolutos, hay que tener en cuenta que cuando el mercado se comporta de una manera más “aburrida” suele ser cuando tenemos una tendencia alcista, como la que ha habido hasta el momento. Por el contrario cuando las fluctuaciones son más abultadas suelen ser tramos bajistas, como ejemplo el SP500 en 2008 tuvo 134 sesiones con una variación superior al +/-1% y el índice se dejó más del 30%.

Estas últimas jornadas en iBroker hemos tenido mucho interés por los inversores de cómo poder aprovechar estas sesiones más “volátiles” a través de algún subyacente. El que consideramos más adecuado para poder aprovechar movimientos de volatilidad sería el VIX, que es el índice que mide la volatilidad del mercado de opciones del SP500, y que se negocia en el mercado de  Chicago Board Options Exchange, se puede negociar a través de su futuro.

El VIX mide las expectativas con vistas a un mes del índice SP500, es una manera de medir el sentimiento alcista o bajista del mercado y puede anticipar cambios de tendencia en el mercado, en el momento que el VIX sube y alcanza un nivel elevado se correlaciona con caídas del SP500, y viceversa, cuando baja y se mantiene poco volátil el SP500 suele tener movimientos alcistas.

En las jornadas pasadas nos hemos encontrado un índice VIX en casi mínimos históricos, alcanzando niveles que no se veían desde 2007, llevaba tiempo aletargado y en el día de ayer coincidiendo con el cambio de vencimiento del VIX de mayo a junio subió más de un 30%.

Desde iBroker recomendamos utilizar este subyacente para operarlo en momentos concretos, como por ejemplo para cubrir una cartera en una situación puntual y de corto plazo, dado que los movimientos suelen ser muy abultados y al ser un producto complejo y apalancado, conlleva un nivel de riesgo elevado para el inversor, hay que asegurarse de comprender plenamente los riesgos que implica y llevar un seguimiento constante de la inversión.

En el próximo  gráfico se puede la correlación inversa entre SP500 y VIX