El secretario general de UGT, Pepe Álvarez, ha reclamado este jueves el apoyo de los grupos parlamentarios a la reforma laboral que sindicatos y empresarios han pactado por el Gobierno y ha advertido, en este sentido, de que el "tacticismo político no puede ir en contra de la mejora de los derechos de las personas".

"Estaría más satisfecho si los 350 diputados del arco parlamentario apoyasen este acuerdo, pero es importante que definitivamente entre en vigor", ha señalado Álvarez en declaraciones a Radio Intereconomía recogidas por Europa Press.

A su juicio, los grupos que habitualmente dan soporte al Gobierno "tendrán que explicar" a los trabajadores su voto en contra en el debate de convalidación de la reforma que se celebra este jueves en el Congreso de los Diputados porque hay "pocos argumentos" para oponerse a ella.

"Tendrán que explicar por qué no quieren un contrato indefinido por encima del temporal o acabar con la desregulación de las empresas multiservicios. Esas son las contradicciones de aquellos grupos que se llaman de izquierdas que algunas veces el tacticismo les lleva a no dar soporte a normas tan claramente beneficiosas para los trabajadores como esta", ha insistido.

Para Pepe Álvarez, la reforma laboral es muy positiva para trabajadores y empresas y debe respetarse en los términos que se han pactado. "No hace falta introducir cambios en el texto. Las personas que hemos trabajado la reforma somos las que más conocemos el mercado laboral, y los equilibrios a los que hemos llegado se tienen que respetar", ha subrayado.

Además, ha destacado que la reforma está funcionando, pues en el mes de enero se dispararon los contratos indefinidos en relación al mismo mes del año pasado. "La temporalidad ha bajado cinco puntos en relación a la situación anterior. Creo que los efectos (de la reforma) los vamos a ir viendo de manera más rápida de lo que pensamos", ha apuntado.

Programa Practico de Estrategias de Inversión y Trading

Álvarez ha recordado que la reforma laboral introduce los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) como mecanismo estructural, pero considera que los ERTE Covid deberían ampliarse al menos hasta junio para que no se pierdan empleos y se cierren empresas.

Tanto el secretario general de UGT como el de CC.OO., Unai Sordo, asisten este jueves al Pleno del Congreso de los Diputados que debate la convalidación de la reforma laboral.

SUBIR EL SMI A 1.000 EUROS PESE AL RECHAZO DE CEOE

Por otro lado, el dirigente sindical ha insistido en que de la reunión del diálogo social del próximo 7 de febrero para hablar del salario mínimo interprofesional (SMI) debe salir la decisión del Gobierno de subirlo hasta los 1.000 euros mensuales para 2022, pese a la previsible negativa de la CEOE.

"Sabemos que CEOE dirá que no, como ya dijo en septiembre, pero tampoco hay que extremar la necesidad de que en todos los temas tengamos que estar de acuerdo. Incluso en este tema, la CEOE, que defiende unos intereses muy determinados, parece razonable que diga que no, pero el Gobierno tiene que cumplir y subirlo a 1.000 euros", ha insistido.

Preguntado por la remuneración de los directivos del Ibex 35, Álvarez considera "indecente" que exista tanta diferencia entre el sueldo del más alto directivo y el del empleado con la categoría más baja.

"Los directivos que no son propietarios de las empresas acumulan bonus y remuneraciones que en muchas ocasiones no les corresponden, hipotecando el futuro de las empresas y de sus trabajadores. Eso sí que me parece indecente", ha concluido.