Solaria ha firmado un contrato de arrendamiento para su complejo de instalaciones industriales situadas en la comunidad de La Rioja (Fuenmayor).

Solaria ha anunciado la firma de un contrato arrendamiento para su complejo de instalaciones industriales de Fuenmayor, La Rioja, con la corporación empresarial local Grupo Perica, que se encargará de su gestión.

Según detalla la compañía en un comunicado, se trata de un arrendamiento a 20 años, gracias al cual obtendrá unas rentas acumulables globales superiores a 9.000.000 euros.

Con esta firma, destaca Solaria, “pone en valor activos industriales e inmobiliarios y sigue mejorando su situación financiera”.

Vea también: Análisis técnico semanal de Solaria, Gamesa y Prisa

El grupo ha desarrollado más de 150 MWp en Europa y América Latina, convirtiéndose en un operador integrado y un destacado actor en el sector fotovoltaico. Cuenta entre ambas regiones con una cartera de activos de generación de energía fotovoltaica por encima de 70 MWp.

Con motivo del XIII Medcap, Estrategias de inversión entrevistó a su jefe de relación con inversores, Pierre Nadelar, quien destacaba: “Desde hace algo más de un año hemos empezado a hacer una serie de cosas que han cambiado el perfil de la compañía. Hemos dejado de ser una compañía industrial y ahora somos un grupo meramente generador de energía. Hemos optimizado la estructura financiera de la compañía y eso nos ha permitido dar el cambio. A fecha de hoy, empezamos a comunicar, a hablar con mercados, tenemos un primer informe de un bróker que da apoyo a nuestra historia. Creemos que hay mucha historia en Solaria y que el mercado lo sabrá reconocer”.

Entre sus planes de crecimiento adelantaba: “Estamos a punto de empezar a operar dos plantas en Uruguay que incrementará en más de un 50% el perímetro de generación y una serie de operaciones que permitirá dar este salto y van a gustar el mercado. A la par seguiremos optimizando nuestra estructura financiera”.

Vea tamién: Las pequeñas activan la primera alerta y entran en fase de consolidación