MADRID, 21 ENE. (Bolsamania.com/BMS) .- Service Point Solutions (SPS) se desploma un 21% en estos momentos en el Mercado Continuo, aunque ha llegado a caer más de de un 28%, tras comunicar ayer después del cierre que su consejo de administración ha acordado “iniciar la preparación de los trámites para presentar el concurso de acreedores”. Explicaba la compañía que ha tomado esta decisión tras ser rechazadas las propuestas presentadas por el propio grupo a los bancos para llevar a cabo su reestructuración financiera, ante “las graves dificultados que está atravesando desde la ejecución de las garantías por las entidades bancarias, en interés de todos los accionistas, acreedores y trabajadores, y a la vista que el plazo para presentar el concurso finaliza el 28 de febrero”.

Con todo, matizaba que estos “trámites podrán paralizarse si antes de la conclusión del plazo legal para la presentación de concurso se lograra alcanzar un acuerdo con las entidades bancarias acreedoras".

Asimismo, SPS informaba que su consejero delegado (CEO), Juan Dionis Trenor, ha presentado su renuncia al cargo; y que su consejo de administración ha acordado convocar junta extraordinaria de accionistas con el siguiente orden del día:

- Fijación del número de miembros del consejo dentro del mínimo y máximo previsto estatutariamente.

- Dimisión, nombramiento, reelección y/o ratificación de consejeros.

- Delegación de facultades.

- Ruegos y preguntas.

- Lectura y en su caso, aprobación del acta de la junta.

¿CÓMO HA LLEGADO SPS HASTA AQUÍ?

Recuerda el comunicado remitido por el grupo al regulador que a lo largo de 2013, Service Point “ha estado trabajando en un proyecto de restructuración financiera consistente en la búsqueda de inversores financieros o de naturaleza industrial. Tras analizar distintas alternativas, la compañía transmitió a las entidades financieras dos propuestas de operación de compra de la deuda durante el mes de septiembre. Las propuestas aportadas iban encaminadas a la recompra del 100% de la deuda financiera en condiciones favorables para la compañía, facilitando a las entidades su completa y definitiva desvinculación de Service Point, dejando a la misma sin deuda estructural”.

Con todo, continúa, “teniendo en cuenta la mejora en su situación operativa, el plan de negocio claro y factible presentado en la última junta general de accionistas, y las favorables condiciones del mercado bursátil, las ofertas presentadas a las entidades se basaban, parcial o totalmente, en sendas ampliaciones de capital”. En concreto, la primera de ellas contaba con el apoyo de un “grupo industrial italiano que aportaba 15 millones de euros para la adquisición del 100% de la deuda, que posteriormente vendería o capitalizaría en SPS convirtiéndose en un accionista relevante para el grupo, debiendo la compañía acudir al mercado para obtener otros 7,5 millones de euros adicionales con objeto de financiar la reestructuración pendiente y restaurar el fondo de maniobra negativo”. Por su parte, la segunda oferta “proponía una ampliación de capital por un total de 25 millones de euros, dirigida en su totalidad al mercado, contemplando, lógicamente, un mayor precio para las entidades financieras por la recompra ya que incluía el pago de 15 millones de euros por la deuda con coste, más un importe variable sobre las obligaciones convertibles, desde un mínimo de cinco millones de euros, hasta un máximo de 20 millones de euros”.

Sin embargo, el 24 de octubre, Service Point comunicó a la CNMV la “no aceptación de ninguna de las propuestas presentadas a las entidades financieras, así como la aceleración y vencimiento anticipado de los créditos, al no extenderse el standstill y la puesta en marcha de la ejecución de las garantías correspondientes a una parte significativa de los negocios del grupo (las filiales que operan en el Reino Unido, los Estados Unidos, Noruega y Suecia)”. El mismo día, informaba al regulador de que su consejo decidía presentar el preconcurso de acreedores.

Seguidamente, “el 11 de noviembre se presentó una tercera oferta a las entidades financieras con el objetivo de cancelar la totalidad de la deuda sindicada y parte de la deuda convertible, y de acercarse a las posiciones de los bancos, esto es, por mayor importe, con menos condicionantes y con un calendario de ejecución más reducido. Esta tercera oferta ofrecía un tramo en efectivo por el 100% de la deuda con coste de entre 15 y 20 millones de euros, y el mantenimiento de las obligaciones convertibles por un importe de entre cinco y 12,5 millones de euros de valor nominal. Las entidades financieras también rechazaron esta oferta”.

Adicionalmente, concluye SPS “desde la fecha de presentación de la solicitud de preconcurso, la compañía ha seguido trabajando muy activamente en la búsqueda y consecución de soluciones a través de compañías de private equity para tratar de alcanzar un acuerdo con los bancos, a consecuencia de lo cual, se han recibido dos ofertas de sendas firmas de capital riesgo nacional e internacional, la última de las cuales, que se recibió el día 9 de diciembre, y que fue la seleccionada por el consejo, perseguía el objetivo de cancelar la totalidad de la deuda sindicada, deuda convertible e intereses acumulados. Sin embargo, la respuesta de los bancos a dicha oferta, si bien inicialmente manifiesta interés en la oferta presentada, incluía un calendario de ejecución que supone de facto la imposibilidad de ejecución de la transacción propuesta dentro del plazo legal para evitar la presentación del concurso de acreedores”.

A estas horas, Service Point Solutions cotiza en los 0,075 euros.

S.C.

Especial 15 aniversario de Estrategias de Inversión

Estrategias de Inversión celebra en Noviembre, su 15 aniversario y hemos preparado algo muy especial para todos los usuarios del portal.

Celebra con nosotros 4 grandes eventos totalmente gratuitos. ¡No te lo puedes perder!

Apuntate gratuitamente pinchando aquí. 

 

 

Pide información