El Tesoro ha logrado cerrar con éxito una emisión de deuda más, tras colocar 4.560 millones en letras a 6 y 12 meses. El interés ofrecido a los acreedores ha subido ligeramente con respecto a la anterior subasta de este papel, aunque la demanda también ha sido mayor.
En concreto, el organismo ha emitido 1.220 millones en letras a 6 meses. La demanda de este papel ha superado en 3,9 veces lo captado (3,8 veces en la anterior ocasión). El tipo medio de este papel ha subido muy ligeramente con respecto a la subasta de marzo, pasando del 0,366% del mes pasado al 0,369% de hoy.

Por otro lado, el Tesoro ha vendido 3.340 millones en letras a un año. En este tramo la demanda ha superado en 2 veces lo vendido (1,7 veces en la anterior ocasión), mientras que el interés medio ha subido ligeramente al 0,544% desde el 0,556% de la anterior ocasión.

La última vez que el Tesoro emitió esta deuda fue el pasado 11 de marzo, cuando ofreció a los inversores los tipos más bajos de la historia.

Tras la celebración de esta subasta, la prima de riesgo española se sitúa en 163 puntos básicos y el Ibex 35 pierde cerca de un punto porcentual para cotizar en los 10.382 puntos.