Bankia sigue sin levantar cabeza y los Indicadores Premium de Estrategias de Inversión no dan muchas esperanzas a una mejora.
 
Hace solo unos días la firma que preside José Ignacio Goirigolzarri presentaba unos resultados en los que se observaba una caída del 13% del beneficio y del 19% en el margen de intereses durante el segundo trimestre.

Tras esas cuentas, los expertos de Keefe Bruyette & Woods han optado por reducir el precio objetivo de Bankia desde 0,85 euros hasta 0,83 euros por acción, un precio que está muy cerca de los 0,85 euros en los que sitúa el objetivo el consenso.  A los precios actuales, al banco que preside José Ignacio Goirigolzarri aún le quedaría un potencial de algo más de un 20%. Un porcentaje que no permitiría alcanzar el nivel en el que la cotización comenzó el ejercicio, ya que desde el 1 de enero el banco se deja más de un 30% en bolsa.

Y a pesar de todo los Indicadores Premium de Estrategias de Inversión siguen sin ver mucho futuro en el valor. En concreto, Bankia recibe una puntuación de 1 en una escala que va del 0 al 10 y que sitúa a la firma en plena tendencia bajista. Tal y como se puede ver en el gráfico, la tendencia a largo y medio plazo siguen también esta dinámica.
Bankia bajista