Tras los resultados del primer trimestre del 2017, la cifra de ventas consolidada de Ebro Foods se eleva un 3,4%, hasta 634 millones de euros. Tras invertir un 12,4% más en publicidad, el Ebitda crece un 13,5% hasta 94 millones de euros.

La empresa ha obtenido durante este primer trimestre unos resultados positivos, debido principalmente a la venta del terreno en Houston. El resultado operativo ha crecido un 18% hasta 81 millones de euros. El beneficio Neto se incrementa un 19% hasta 51,6 millones de euros, por lo que en este trimestre el grupo se ha consolidado.

La empresa finaliza este trimestre con una posición de Deuda Neta de 396,3 millones de euros, habiendo reducido en 47 millones de euros la deuda final del año 2016, principalmente por la positiva evolución de los negocios y tras haber ingresado 7,5 millones de euros por la venta en Houston y haber desembolsado 14,4 millones de euros por la compra de Vegetalia. Los Fondos Propios crecen un 7,5% desde el mismo periodo del ejercicio anterior hasta 2.117,5 millones de euros.

Según ha anunciado la compañía, están satisfechos con estos resultados del primer trimestre ya que los planes de inversión en el consumidor vía precio, promociones y publicidad, están dando sus frutos en mayor o menor medida en todos los negocios.

Ebro foods está reforzando sus inversiones, tanto operativas como de capital, en las áreas de mayor crecimiento: productos bio, quínoa y granos antiguos. A cierre de 2016 la compañía comenzó a centrarse en las inversiones orgánicas con el objetivo de un crecimiento sostenible.