También porque la política de comunicación de China ha mejorado y eso hace que los bancos centrales dejen de contraer sus balance. En cuanto a indicadores propios, consumo y servicios son los que están mostrando un tono mejor. En la Eurozona esperamos que haya indicadores de carácter positivo. También en la reunión de la FED esperamos que de un mensaje de mayor cautela pero con confianza.

EN EEUU esperaríamos un único movimiento. Creemos que será muy cauto y con riesgo de que haya riesgo de dos subidas de tipos. La recuperación es sostenida, fortaleza del sistema financiero sienta las bases para que el movimiento al alza de tipos siga adelante. El rebote del sector bancario ya había descontado las medidas del BCE, el ver que los bancos centrales siguen teniendo margen de maniobra, ver que la provisión de liquidez en subastas de largo plazo es en condiciones más favorables también ayuda. El hecho de que Draghi tome posiciones duras aunque haya una parte del consejo que no está de acuerdo.

La bolsa tiene algunos valores y sectores que pueden ser de interés. Hay que analizar todo con mucha cautela. El euro se podría estabilizar en 1.10 dólares y no es un problema que esté en 1,10 dólares. 

Declaraciones a Radio Intereconomia