La compañía de biotecnología explicó a Estrategias de Inversión que no contemplan un escenario en el que Cataluña se independice de forma jurídica del resto de España. No obstante afirman que Atrys presta servicios de primera necesidad por lo que continuará la demanda sea cual sea el ente político resultante del proceso.

El director de asuntos corporativos, Josep María Huch, de Atrys Health acudió al encuentro digital de Estrategias de Inversión para atender las preguntas de los inversores en las que explicó el futuro de la compañía, sus retos y por qué los inversores deberían confiar en la empresa.

Una de las preocupaciones que trasladaba uno de los participantes de este encuentro es la de que la compañía tiene actualmente intereses en Cataluña. Sin embargo Huch aclara que los clientes que posee la empresa en Cataluña son públicos y el pago está garantizado, en estos momentos, por el FLA por lo que no están teniendo ningún problema de cobro.

Aun así, quiso remarcar sobre la independencia de Cataluña que desde Atrys “no contemplamos un escenario en el que se separe de forma jurídicamente efectiva del resto del Estado Español. Dicho esto, y aún llegado ese escenario, la prestación de servicios sanitarios de diagnóstico y tratamiento, entendemos que es un servicio de primera necesidad por lo que seguirá habiendo demanda sea cual sea el ente político que acabe resultando
 

Expansión de la compañía

En otro aspecto, y tal y como ya explicó en unas declaraciones a Estrategias de Inversión, Santiago Torres, presidente de Atrys Health, el crecimiento internacional de la compañía ha empezado por Colombia.

Un ejemplo es el reciente acuerdo estratégico que han firmado con DINÁMICA IPS, una empresa  que pertenece al grupo SURA y que es una de los mayores actores privados en la sanidad colombiana con el objetivo de desarrollar de forma conjunta nuestras líneas de negocio en diagnóstico y tratamiento de radioterapia.

Por otro lado, la empresa está buscando oportunidades para adquirir empresas que ayuden a acelerar su crecimiento de forma inorgánica. Esto podría pasar por la posibilidad de realizar ampliaciones de capital siempre que vaya destinadas a adquirir compañías que encajen dentro de la estrategia de crecimiento y que puedan ser adquiridas a precios razonables.

Además, otro de los compromisos que persiguen, tal y como explica su director de asuntos corporativos, es crear valor para los accionistas ya que esperan mantener las mismas tasas de crecimiento de los últimos años.  

Huch añade que “el equipo directivo de la compañía tiene el 31% del capital” por lo que en lo que se refiere a ellos, sí creen que es una buena opción de inversión.

Su objetivo es continuar con la inversión en I+D

La compañía comenzó a cotizar en el MAB (Mercado Alternativo Bursátil) en 2016, nueve años más tarde de su fundación. Atrys Health es una empresa dedicada a la prestación de servicios, diagnósticos y tratamientos médicos de excelencia, cuyo objetivo es facilitar la terapia individualizada de los pacientes, así como el desarrollo de nuevas modalidades terapéuticas.

El objetivo actual de la compañía es continuar con los niveles de inversión en I+D que actualmente se mueven en el rango de entre 1,5 y 2,0 millones de euros anuales. A medida que la compañía vaya, creciendo el esfuerzo en inversión en I+D se irá diluyendo.

Atrys Health posee 10.2 millones de euros en fondos propios y 12.6 millones de deuda. No obstante, Huch ha señalado que el 70% de su deuda corresponde a una contraída con entidades públicas (españolas y europeas) y que están ligadas al desarrollo de nuestros proyectos de I+D.

Este tipo de deuda tiene dos características, la primera de ellas es que tiene un tipo de interés prácticamente cercano al 0%, es decir con un coste financiero muy bajo y después que son deudas con periodos de maduración a largo plazo.