“Tenemos técnicamente una novedad en el mercado, y es que el viernes, Yellen, con Europa cerrada, se quedó muy a gusto reconociendo que este año subirían tipos, aunque yo creo que esperará hasta diciembre. Esto es lo que ha hecho que el euro-dólar se haya ido de 1,11 a 1,09”.

El otro frente es europeo. “En Polonia el partido ganador de las elecciones generales ha declarado que va a subir tipos y, como decía Churchill “intentar reactivar una economía subiendo impuestos es como poner un cubo en el suelo, meter los pies dentro e intentar tirar del asa”. Mala decisión”.

Además, ahora “en España hay cuatro fuerzas políticas que van a gobernar. Esto va a dar lugar a complicaciones de maniobra en comparación con la facilidad que ha tenido hasta ahora el Gobierno”.

Aun así, “el escenario global es el que es: pro riesgos, pro bolsa y contra bonos. Hay que seguir en bolsa. Ahora bien, yo creo que ahora deberíamos sobreponderar eurozona y restar peso en la cartera a España. En el lado de compañías, tenemos que irnos más hacia compañías alemanas. Algunos valores europeos que nos gustan son Bayer, Unilever, Intesa, Axa, Daimler, Schneider Electric o autos”.

Declaraciones a Radio Intereconomía