El mercado está desinflándose y podremos cerrar la semana en positivo, pues venimos de niveles de cierre en torno a 10.011 puntos con lo que por lo menos cerraremos la semana con posiciones ganadoras. Los 10.430 puntos son ahora nivel de resistencia, que implicaría un retroceso del 50% de Fibonacci de toda la caída desde el verano y será un nivel importante. 
Los atentados preocupan porque todo lo que sea tensión geopolítica, preocupa especialmente a sectores. “Vamos recuperando la normalidad y, si no pasa nada nuevo, puede haber compañías que puedan representar una oportunidad como IAG, que me sigue gustando mucho y creo que tiene potencial. Además, el sector turismo tiene potencial siempre que siga ampliándose el QE en Europa.

Los valores vinculados al petróleo están cayendo todos, salvo Enagás. Realmente no acaba de arrancar, por las perspectivas de los propios expertos de estas compañías que dicen que seguiremos viendo precios bajos. Tanto el Brent como el WTI están muy cerca del suelo. Es un tema de producción, de oferta y la OPEP no creo que modifique sus niveles de producción, con lo que el castigo se prolongará.

Es difícil predecir que habrá rally. Dependerá de muchos factores pero es cierto que, el 3 de diciembre, tenemos la ampliación del QE, subida de tipos también en EEUU y veremos qué ocurre porque incluso pueden pasar muchas cosas que frenen ese supuesto rally.

Abertis es el gran protagonista, podría ser una oportunidad de entrada por precios bajos y tiene potencial en el largo plazo. Tiene muchos ingredientes para hacerlo bien en el futuro. Siempre controlando el riesgo.

Declaraciones a Radio Intereconomia