MADRID, 05 DIC. (Bolsamania.com/BMS) .- 2014: un punto de inflexión para la banca. Así será el año según Morgan Stanley. Los analistas del bróker estadounidense consideran que el año que viene será crucial para el sector financiero por los exámenes del Banco Central Europeo (BCE), esto es, la revisión en la calidad de los activos (AQR por sus siglas en inglés) y los posteriores tests de estrés; también por la política no convencional del BCE; y la nueva regulación. La principal conclusión a la que llega Morgan Stanley es que “la difícil situación macro será compensada por la estabilización de sus acciones, la mejora en la calidad de los activos y el mejor desapalancamiento operativo”.

Morgan Stanley enumera los temas a los que la banca tendrá que prestar atención en 2014, y entre ellos, destacan que “la AQR podría convertirse en una catarsis (…) después de las elevadas cargas que están asumiendo y seguirán asumiendo las entidades en este cuarto trimestre de 2013 y el primero de 2014”. El bróker advierte que “el diablo podría estar en los detalles”, y concluye que serán los bancos italianos y los holandeses los que se enfrentarán a mayores dificultades mientras que, en el caso de las entidades españolas, Morgan Stanley espera pocas sorpresas.

Estos analistas creen que España ya se ha beneficiado del cambio de valoración desde fuera y además los bancos del país ya han reconocido 20.500 millones de euros como morosos en el tercer trimestre, tras el proceso de reclasificación de las refinanciaciones. Esta medida ha supuesto provisiones adicionales por entre 4.000 y 6.000 millones de euros para el sistema, según expertos citados por Morgan Stanley. “El gran incremento en la morosidad ha procedido de las hipotecas, con Santander (igual que el mercado con precio objetivo en 7,0 euros), por ejemplo, aumentando su ratio desde el 3,2% del primer trimestre al 6,7% del segundo”, ejemplifica Morgan Stanley.

CÓMO TRATARÁN LOS TESTS DE ESTRÉS A LA DEUDA SOBERANA

En cuanto a los exámenes del BCE, una de las grandes incógnitas y, a su vez, de las principales preocupaciones, es cómo tratará el supervisor la exposición a la deuda soberana. De momento, y en base a las declaraciones de algunos miembros del propio BCE, los bonos públicos no se verán penalizados en la AQR, pero serán “estresados” en las pruebas finales. “No esperamos que el BCE estigmatice los bonos soberanos (…) En el marco legal de la CRD IV (la directiva sobre exigencias de capital), la deuda soberana tiene riesgo cero, y el BCE ha hecho hincapié en que no pretende romper este código, a pesar de la retórica de alguno de sus miembros”, opina Morgan Stanley.

El desenlance de este punto es especialmente importante para España, donde aproximadamente un 9,5% de los activos de los bancos son deuda soberana. El bróker subraya el uso del carry trade que han hecho los bancos españoles, al emplear la liquidez de las LTROs del BCE en comprar deuda soberana con elevadas rentabilidades. Con más detalle, Morgan Stanley explica que las carteras de bonos soberanos de los bancos españoles ofrecen una rentabilidad media del 3,2% frente al 1,4% o 1,8% de la media de rentabilidad de la deuda soberana a dos y tres años, respectivamente. “Con opciones limitadas para incrementar la duración o el tamaño de las carteras, esperamos que el carry trade se reduzca un 30% en los próximos tres años, sin capacidad para cubrir la baja rentabilidad de algunas carteras. Además, la mitad de este fenómeno está financiado por las LTROs del BCE, operaciones que están en peligro según algunos comentarios del banco central, que sugieren que no habrá más LTROs al tener la AQR en mente. Banco Sabadell será el que más tenga que perder, porque estimamos que el 30% de su margen de intereses está impulsado por la cobertura de tipos o el carry trade”.

Otro punto clave para la banca en 2014 será la probable decepción que provocará el márgen de intereses (net interest income o NII por sus siglas en inglés, y que es lo que equivale a los ingresos en los bancos porque mide la diferencia entre lo que la entidad gana por prestar y lo que le cuesta remunerar el ahorro). Mención especial en este punto para España, porque Morgan Stanley considera que esta magnitud será menos positiva que en Italia. Las expectativas de estos expertos para esta magnitud en España son un 5% inferiores a la media del consenso de mercado para 2015.

MENOS DIVIDENDOS PARA SANTANDER Y BBVA COMPRANDO NCG O CATALUNYA BANC

Otro de los catalizadores serán los recortes de costes y las reestructuraciones, que se convertirán en un diferencial crítico, dado los bajos tipos de interés y la debilidad macro. Y Morgan Stanley también menciona probables restricciones de dividendos y más reestructuraciones, “por el ratio de apalancamiento y los requisitos de capital más altos, pero esperamos que algunas entidades concretas puedan ir mejorando de forma gradual la remuneración a sus accionistas”. No será el caso de Santander, que aparece como uno de los bancos para los que Morgan Stanley sitúa más lejos del consenso su previsión de dividendo para el año que viene.

BBVA (sobreponderar con precio objetivo en 9,5 euros) y CaixaBank (igual que el mercado con precio objetivo en 4,00 euros) son sus valores preferidos para aprovecharse de la recuperación económica de España. En este informe en el que se analizan a los grandes bancos de Europa, Morgan Stanley elige a BBVA como mejor opción de “mediana” capitalización: “Con la eliminación de las cláusulas suelo detrás, pensamos que lo peor en cuanto a la presión sobre su margen de intereses también es pasado, y las expectativas para el NII son razonables. Prevemos que su morosidad toque techo a comienzos de 2014, lo que debería reducir las provisiones el año que viene (…) La venta de parte de su participación en Citic fue el primer paso de su proceso de reubicación de más capital en su negocio central, lo que podría suponer o un aumento de su participación en el turco Garanti, la compra de alguna de las entidades subastadas en España (NovaCaixaGalicia o Catalunya Banc), o mejorar su crecimiento en México”.

POPULAR Y SABADELL, ENTRE LAS MENOS PREFERIDAS

Entre las menos preferidas en Europa están Banco Popular y Banco Sabadell.

- Banco Popular (infraponderar con precio objetivo en 3,5 euros): “los préstamos al sector inmobiliario aún representan más del 9% de su cartera, y la morosidad continúa incrementándose en este segmento, por lo que la presión sobre los márgenes se mantendrá en 2014. Popular está altamente expuesto a las pymes, donde la calidad de los activos es incierta”.

- Banco Sabadell (infraponderar con precio objetivo en 1,5 euros): “el banco tiene un margen significativo para reducir costes en el marco de fusión con la CAM. Sin embargo, los vientos en contra para sus ingresos sugieren que se tomará más tiempo para mejorar su rentabilidad. Pensamos que la pobre calidad de sus activos se transformará en una presión para su margen más elevada de lo que espera el consenso”.

Sobre ambas y CaixaBank advierte que se verán afectadas por su hipótesis de que en 2015 se eliminarán por completo las cláusulas suelo, mientras que Santander sufrirá el impacto de una caída del 25% en los préstamos a grandes empresas.

María Gómez

Aprende a invertir a corto, medio y largo plazo.

En Estrategias de Inversión hemos desarrollado nuestra septima edición del Programa Práctico de  Estrategias de Inversión y Trading para aprender a invertir a corto, medio y largo plazo.

Aprenderás a invertir con profesionales de los mercados financieros y utilizando las técnicas que realmente funcionan a la hora de invertir.
 

Solicita información gratuitamente  y descubre  nuestro programa pensado para inversores particulares.

 

Pide información