El barril de crudo West Texas muestra hoy una fuerte tendencia al alza en su precio y ha superado, por primera vez, los 120 dólares en Nueva York, debido a una creciente preocupación por los envíos de petróleo desde Nigeria después de nuevos ataques a instalaciones. Los contratos para junio de Petróleo Intermedio de Texas han tocado un máximo histórico 120,21 dólares por barril, 3,89 dólares más que al cierre del viernes. Por su parte, los futuros del petróleo Brent de calidad Mar del Norte, de referencia en el Viejo Continente cotizaban a 118 dólares por barril.
La escalada de precios del 'oro negro' se ha visto reforzada por los últimos datos macroeconómicos de EEUU, que parecen alejar el fantasma de la recesión tras conocerse el pasado viernes que la destrucción de empleo en el país fue mucho menor de la prevista, mientras que en el día de hoy se conoció que el índice (ISM) del sector servicios se situó en abril en 52 puntos, frente a las previsiones de un descenso a 49,3 enteros. Por otro lado, las recientes acciones del ejército turco contra los rebeldes kurdos del PKK en territorio iraquí, así como los sabotajes por marte de milicias rebeldes en Nigeria han renovado las preocupaciones respecto al suministro de petróleo.