El presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, ha aplaudido el plan de ajuste por valor de 54.000 millones de euros aprobado por el Gobierno italiano.

Van Rompuy ha destacado que este plan "es importante no sólo para Italia sino para el conjunto de la eurozona".

"Me felicito por este plan ambicioso que tiene como objetivo alcanzar el equilibrio presupuestario en 2013. Su adopción es importante no sólo para Italia sino para el conjunto de la eurozona. Su puesta en práctica completa será primordial", ha dicho Van Rompuy en una comparecencia conjunta con Berlusconi.

El presidente del Consejo Europeo ha elogiado además el proyecto de reforma de la Constitución en Italia para "garantizar el equilibrio presupuestario, considerado la 'regla de oro', a partir de 2014". "Se trata de otro paso en la buena dirección", ha insistido.