El banco suizo UBS planea reducir un 3% su plantilla en la región Asia Pacífico, lo que afectará a unos 240 trabajadores en el marco de una nueva ronda de recortes de empleo en el seno de la entidad helvética, una de las mayores víctimas de la crisis financiera. Un portavoz de la entidad suiza admitió que UBS eliminará 240 empleos en Hong Kong, todos en el área de gestión de patrimonio, aunque otras fuentes indicaron que se producirán un centenar de despidos en Singapur. Por su parte, la prensa suiza especula con la posibilidad de que UBS anuncie un nuevo plan de recortes de empleo el próximo 22 de abril, algo que el banco declinó comentar.
No obstante, el nuevo consejero delegado de UBS, Oswald Gruebel, ya reconoció con anterioridad que nuevos recortes de empleo serían inevitables.

Hasta la fecha, UBS ha anunciado ya una reestructuración de plantilla, principalmente en el área de banca de inversión, que afectará a 11.000 trabajadores.

Las acciones de UBS experimentaban una fuerte subida del 13% al comienzo de la jornada en la Bolsa de Zurich, impulsadas por los buenos resultados del banco estadounidense Goldman Sachs.