Telefónica está interesada en adquirir activos de telefonía fija y de ADSL en Irlanda para integrarlos con la oferta de telefonía móvil de su filial O2. Por otra parte, el presidente de la compañía, César Alierta, prácticamente confirmó durante una comparecencia en Londres que será Telefónica la distribuidora del iPhone en España, dice Expansión, añadiendo que comenzará a hacerlo en la primavera de 2008.