Telecinco obtuvo un beneficio neto de 107,4 millones de euros durante el segundo semestre del año, lo que representa un aumento del 72,7% con respecto al mismo periodo del año anterior. Los ingresos de la cadena de televisión en el periodo de enero a junio fueron de 461 millones de euros, lo que supone un incremento del 43,7%.
 
La eliminación de publicidad en Televisión Española ha estado detrás del buen comportamiento de la empresa durante la primera mitad del ejercicio. El grupo ha facturado 442,51 millones de euros de ingresos publicitarios brutos totales durante este primer semestre.
   .
 Telecinco ha elevado sus costes operativos totales hasta los 314,74 millones de euros frente a los 226,88 del primer semestre del año anterior, lo que representa un incremento del 38,7%. Según la compañía, este aumento de costes se debe a la provisión del nuevo impuesto del 3% sobre ingresos para financiar TVE, al mayor coste de ventas asociado al cine y a la base de comparación de 2009 impactada por la reversión de ciertas provisiones.