El S&P 500 rebota desde el paso de la directriz alcista desde los mínimos de noviembre del año pasado.
 En este paso de directriz, el indicador técnico mostrado sale al alza desde una situación de sobreventa extrema, la cual viene produciendo rebotes de cierta importancia. En base a estas lecturas, no descartamos una vuelta a los máximos marcados en los 1687 puntos, (desde los 1643 actuales) o algo por encima, antes de experimentar nuevas réplicas bajistas. El índice marca en 1598 puntos un soporte a corto plazo.

Recomendación: VENDER EN REBOTES