Según acaba de publicar la web Business Insider, el gigante de internet Skype ha comprado Qik, el servicio que permite a sus ususarios comunicarse vía vídeo conferencia, grabar y compartir el material por e-mail, Twitter y Facebook entre otras aplicaciones. El precio pagado asciende a 150 millones de dólares.

Qik ha tenido un increíble 2010. Según se informa en su propia web, comenzó el año con 600,000 usuarios y lo teminó con 5 millones. Este gran salto se produjo gracias a acuerdos comerciales con Sprint, T-Mobile, Nokia y Samsung, y hace que el protagonista del día sea Bob Rosin, vicepresidente ejecutivo de la empresa y el gran responsable de esos acuerdos.

Qik está considerado como el mejor reproductor de video para el Android, móvil de Google, que ha despertado gran interés este año.