Últimamente nos encanta hablar de sentimientos. Quizás la llegada del otoño ayude a ello, pero lo cierto es que los mercados están de psiquiatra -no offense-. La confianza del empresariado alemán da una idea de que algo no marcha bien en el mecanismo europeo y todo apunta a que tanto oscurantismo resulta cada vez más complicado de superar. Creer o no creer en el rally. Ojalá todo fuera cuestión de confianza. 

El BBVA es el primer actor en haber pisado el freno ante la duda. En la última semana es uno de los valores con peor recorrido del selectivo, pierde un 3,5%, después de un rally de tres meses impresionante para el sector financiero. A la vuelta de la esquina está la prueba del algodón que podría dar al traste con tanta carrera veraniega: este viernes, la consultora Oliver Wyman dará a conocer el informe elaborado sobre la banca y acerca del que fuentes conocedoras del asunto apuntan a un monto total de 62.000 millones de euros para su saneamiento. En todo caso, el propio presidente del BBVA, Francisco González, dejó caer el pasado jueves la horquilla de entre los 70.000/80.000 millones de euros y de poco o nada sirvieron los esfuerzos de su equipo a posteriori por matizar las palabras del líder.

El diario The New York Times escribía este mismo lunes aquello de que “Alemania está cansada de España” en un artículo en el que la continuidad de la eurozona estaba más que en cuestionamiento. Pero, ¿qué queremos con lo que hay en casa? El estadounidense The Wall Street Journal entona aquello de “los mercados son escépticos” en torno a las pruebas de estrés a la banca española y cifra las necesidades de capital de la banca en los 100.000 millones de euros, en sintonía con la media de los analistas consultados. “Los augurios no son buenos” en relación al plan de recapitalización de la banca. El articulista del WSJ Simon Nixon advierte, además, al Gobierno de realizar un “esfuerzo a medias sería desastroso para España” puesto que podría derivar en un segundo proceso de ayudas. “Los mercados han dado a Rajoy dos veces el beneficio de la duda. Podrían no hacerlo otra vez”, concluye.

Y, en este punto, el entorno no apunta en buena dirección. Según el diario germano Der Spiegel, Bruselas estaría pensando en dotar al Fondo de Liquidez con 500.000 millones de euros para ayudar a países como España e Italia. O lo que es lo mismo, cuadruplicar lo estimado inicialmente.

Asimismo, este martes España se enfrenta a una nueva cita con el mercado de deuda. A la espera de lo que suceda en la subasta, sobra decir que el bono a diez años sigue teniendo problemas y que, pongamos por caso, es demasiado fácil 'vender' una caída de la rentabilidad cuando 'cortas' antes de tiempo la deuda a largo para evitar que se dispare el diferencial tal y como sucedió en la anterior. En todo caso, vayamos a los gráficos...


Alemania y la confianza

Titulaba ayer mismo uno de los 'salmones' nacionales que Alemania estaba hundiendo a las bolsas. ¿Algo aventurado? Según como se mire. El índice IFO que mide la confianza del empresariado alemán se desplomó por quinto mes consecutivo. Se trata de una encuesta a seis meses vista. “Es un indicador muy popular, ya que los datos provienen directamente de las empresas, y la visión que las mismas tienen de la economía es uno de las fuentes más fieles que podemos encontrar. Como vemos en el gráfico es un gran predictor de la situación económica del país”, afirman los expertos de Dracon Partners EAFI.

GRÁFICO IFO &PIB ALEMÁN (FUENTE: DRACON PARTNERS)


El mal dato dado a conocer este lunes, con una tasa trimestral del -4,3%, da lugar a pensar en que “lo que nos dice el empresariado germano es que probablemente el PIB seguirá cayendo”.


El sentimiento es alcista, es algo innegable, en la medida en que prácticamente la mayor parte de los expertos afirman que las bolsas mantendrán el rally siempre y cuando no se complique la situación en la eurozona. Analistas como el experto de la Zona Premium, José Luis Cava, ven incluso al Ibex 35 en los 11.000 puntos de la misma manera que apuntan al 1.650 para el S&P 500.

A ello se suma el 'investor sentiment', denominado AAII, que refleja que los alcistas han repuntado un 1% respecto a la semana anterior de cara a su previsión a seis meses vista. El 37,5% son 'bullish', según este indicador. Por contra, un 33,8% considera que los mercados caerán con un incremento del 0,8%. recordamos que en la neutralidad está muchas veces el origen de movimientos bruscos, como nos Recordaba hace unas semanas en la Zona Premium, Luis Francisco Ruiz.

Con las primas 'a la baja', hay a quien sólo le falta brindar con champán. Será lo que les hace olvidar que antes de la crisis, nuestro spread de deuda estaba en 80 puntos básicos. Que la memoria es frágil y las ilusiones demasiado gustosas.

AAII SEMANA FIN 19/09 (FUENTE: AAII)