El grupo tecnológico Siemens ha recibido un encargo de Escocia por valor de más de 300 millones de euros (471 millones de dólares) para la entrega de 38 trenes y su mantenimiento. Según ha informado hoy Siemens en un comunicado de prensa, con estos nuevos trenes, la flota en Gran Bretaña ascenderá hasta 354 unidades. Los 38 nuevos trenes entrarán en funcionamiento en diciembre de 2010 y operarán entre las ciudades de Ayr y Glasgow.