Son valores poco conocidos para el inversor español. Y, sin embargo, tienen un gran potencial para Deutsche Bank. Combinan la diversificación geográfica y no tener como divisa de referencia al euro, que seguirá sufriendo presiones durante la primera parte del año.

En el recién comenzado año, la elección de valores tiene mucha más importancia que en 2011, donde ponderábamos sobremanera la elección del sector adecuado. Teniendo en cuenta que nuestra visión muestra un panorama frágil en Europa y que los temas macroeconómicos seguirán distrayendo a los mercados, pensamos que hay muchos factores que pueden diferenciar a las distintas compañías dentro de un mismo sector.

Creemos que la primera y más importante premisa para elegir un valor en el que invertir es la diversificación geográfica. Cuanto más global sea la empresa mayores posibilidades de éxito tendrá. Las tensiones en el mercado de crédito continuaran en Europa lo que unido a los programas fiscales de austeridad y la esperada recesión nos hacen recelar de aquellas compañías con mayor exposición a mercados europeos, sobre todo aquellas empresas con altas necesidades de capital, las que dependan en exceso del gasto público y las más vulnerables al ciclo de inventarios, es decir, las que más sufran en el caso de una eventual reducción de la demanda.

La debilidad del euro es otro de los factores que hemos tenido en cuenta al elegir nuestro elenco de favoritos para 2012, pues creemos que al menos durante la primera mitad del año, la divisa única europea seguirá sufriendo presiones, por las abultadas emisiones de deuda a las que se enfrentan los países periféricos, por las subastas de liquidez a largo plazo que tiene programado el BCE y por las posibles rebajas de tipos de interés en la zona euro.

En este sentido, existen seis valores que reúnen las condiciones óptimas para invertir en 2012:

ROYAL DUTCH SHELL Precio objetivo: 2,65 GBp

La anglo-holandesa es la tercera mayor empresa petrolera del mundo tras Exxon y PetroChina. Tras una década de caídas en la producción por discutibles inversiones, ha conseguido entrar en una serie de mega proyectos que le proporcionan una buena base para garantizar crecimientos en producción. Nuestras previsiones sobre la demanda de energía siguen siendo favorables, lo que sin duda servirá de apoyo a unos precios de crudo que favorecen a las grandes petroleras. El descuento con el que cotiza no está justificado y realza su potencial, aunque su exposición a Oriente Medio le pueda pasar factura a corto plazo.

SKF Precio objetivo: 175 SEK

Compañía sueca especializada en la fabricación de rodamientos, lubricantes e instrumentos de medición y monitorización. En su precio está sobre descontada la bajada en las estimaciones de crecimiento global. En la última década ha mejorado sensiblemente su business mix optando por negocios más recurrentes y visibles. Ha pasado de ser un suministrador de componentes a ser un proveedor de soluciones. Ha recortado costes un 20% y más que doblado el ROCE, desde el 10 al 24%. Su apuesta por mercados emergentes ya da sus frutos y todavía no está recogida en precio.

WILLIAM DEMANT Precio objetivo: 538 DKK

Holding danés. Segundo fabricante mundial de audífonos y uno de los líderes tecnológicos en aparatos de diagnóstico para problemas de oído. Cada vez tiene menos competidores, con lo que su ganancia de cuota de mercado debe continuar, pues su línea de productos es la más innovadora y reputada. Esperamos que sus fuertes inversiones en el último semestre tengan un impacto inmediato en el crecimiento de las ventas. Confiamos en que anuncien un sólido 2012 en su presentación de resultados a finales de febrero y que revelen nuevos productos en la reunión de la Academia Americana de Audiología.

TELENOR Precio objetivo: 125 NOK

Operadora noruega de telecomunicaciones. Líder nacional y con presencia activa en otros 13 países. Está cotizando con descuentos injustificados, sobre todo teniendo en cuenta que ha ofrecido la tasa de crecimiento mayor del sector en los últimos tres trimestres. Hay que destacar que el 40% de sus ingresos proviene de países en los que esperamos altas tasas de crecimiento como India, Tailandia y Malasia, donde cuenta con más de 100 millones de clientes. Creemos que la operadora se enfrentará a menores retos que sus competidoras gracias a su capacidad de recorte de costes y a tener ya una red de cable operativa, lo que reduce sus necesidades de Capex. Esperamos una rentabilidad por dividendo cercana al 6% en el año y superior para 2013.

RECKITT BENCKISER Precio objetivo: 4,10 GBp

Empresa británica. Líder en la fabricación y venta de productos de limpieza de hogar. Creemos que por fundamentales es una de las compañías más fuertes del defensivo sector de consumo no cíclico. Impulsados por la constante innovación en productos y por un riguroso control de costes, sus ingresos seguirán creciendo a buen ritmo en trimestres sucesivos. Su entrada en mercados con mayor margen como son los de belleza y cuidado personal debería ser fuente de buenas noticias a medio plazo.

SWATCH Precio objetivo: 410 CHF

El grupo suizo es el líder mundial en el sector de relojes de pulsera. Tiene una cuota de mercado del 25% gracias a sus principales marcas: Swatch, Omega, BlancPain, Tissot y Breguet. Es una de nuestras favoritas en el sector del lujo gracias a su posicionamiento en países emergentes, sobre todo de Lejano Oriente. Su plataforma de fabricación no tiene rival en el sector y es incontestable su liderazgo en el mercado de componentes y maquinaria de relojes. Creemos que seguirá fortaleciendo su cartera de marcas orientándose cada vez más a la exclusividad y el lujo. Tiene grandes oportunidades de expansión en EEUU, otro de los motores de la economía mundial en los próximos trimestres.

Diego Jiménez-Albarracín, responsable de Renta Variable del Centro de Inversiones de Deutsche Bank